Aproximadamente veinte personas aprehendidas y ocho policías heridos fue el resultado del desalojo de manifestantes del sector del parque El Arbolito, en el centro norte de Quito, que aplicaron la Policía Nacional y Fuerzas Armadas en el decimosegundo día de protestas convocadas por el movimiento indígena.

Decenas de efectivos de la fuerza pública incursionaron con bombas lacrimógenas, motocicletas y vehículos antimotines para despejar a los manifestantes.

Antes, el presidente Guillermo Lasso había anunciado la tarde del viernes, 24 de junio, en una cadena nacional, que la Policía Nacional y los militares emplearían el uso progresivo de la fuerza para defender el orden público y la democracia.

Ministro del Interior advierte con pasar de repeler a reprimir protestas violentas con el uso de carabinas con perdigones

En ese mismo orden se había pronunciado el ministro del Interior, Patricio Carrillo, quien había advertido con pasar de repeler a reprimir las protestas violentas. Se analizaba el uso de carabinas con perdigones.

Publicidad

El general Freddy Sarzosa, director de la Dinased y responsable del dispositivo de control del orden y la seguridad de la Asamblea Nacional, indicó que se mantienen activos con el contingente policial en coordinación con los militares para precautelar el orden y la seguridad en la función Legislativa y en las instituciones aledañas.

Sarzosa indicó que hubo el viernes, 24 de junio, unos veinte aprehendidos en las manifestaciones por alteraciones al orden público, quienes fueron puestos a órdenes de autoridades competentes. A la jornada de protestas la calificó como violenta, pues ocho efectivos policiales fueron heridos con objetos contundentes y disparos de perdigones.

Servicios públicos en los alrededores del parque El Arbolito, epicentro de las protestas en Quito, se van restableciendo tras desalojo de manifestantes

El alto oficial afirmó que ellos no han utilizado perdigones; usan material antimotines no letal, como gas lacrimógeno, y también equipo de protección.

Con corte al sábado 25 de junio, a las 12:00, el balance de las manifestaciones, según la Policía Nacional, fue de 177 policías heridos, 138 personas aprehendidas, 6 unidades de policía comunitaria (UPC) destruidas, 11 vehículos policiales destruidos, 56 vehículos policiales con daños materiales, 7 motocicletas destruidas, 10 motocicletas con daños materiales. (I)