Para muchos, no existe nada más delicioso que una taza de café humeante por las mañanas. Pero más allá del placer gastronómico, la doctora Uma Naidoo, psiquiatra nutricional de la Harvard Medical School, afirma que el café tiene tres puntos a tener en cuenta en relación con el cerebro y sus funciones:

  • Ayuda a prevenir daños de los tejidos por los radicales libres a los que el cuerpo se expone todos los días.
  • Contienen trigonelina que activa los antioxidantes que protegen los vasos sanguíneos del cerebro.
  • Aumenta la serotonina y la acetilcolina, que estimula al cerebro y estabiliza la barrera hematoencefálica, que impide la entrada de bacterias.

Tomar café se asocia con menor riesgo de desarrollar enfermedades hepáticas crónicas

¿Cómo tomar café mejora la memoria?

La experta asegura que el café tiene efectos positivos cuando se toma en moderación. Por ejemplo, es bueno para el corazón y existe una forma de tomarlo para hacerlo más útil en la protección del cerebro y el mejoramiento de las capacidades de la memoria: prepararlo en casa, tomarlo en la mañana y con poca azúcar.

Señala además que no todas las personas reaccionan de la misma manera ante la cafeína. Por eso, se debe estar atento a la forma en la que el cuerpo reacciona cuando toma café.

Cinco enfermedades que produce el beber café en exceso

Es importante no excederse con la cantidad y dejarlo solo en las mañanas, ya que la cafeína puede afectar los patrones de sueño.

Uma Naidoo

Según un trabajo publicado en el Journal of Alzheimer Disease, el café puede retrasar el deterioro cognitivo y hacer que enfermedades como el alzhéimer tarden más en aparecer.

Publicidad

Este trabajo se realizó en las universidades de Florida y de Miami, Estados Unidos, y determinó que el consumo de dos tazas diarias de café evitan la aparición de demencias en personas mayores de 65 años.

(I)