Varios días más tomará el que se realice la traducción correcta de la documentación que se incluirá en el expediente que la Corte Nacional de Justicia (CNJ) entregará al Ministerio de Relaciones Exteriores para concretar el pedido de extradición al Reino de Bélgica del sentenciado a ocho años de cárcel por el delito de cohecho Rafael Correa, presidente de Ecuador hasta mayo de 2017.

Seis días ya han pasado desde que el presidente de la CNJ, Iván Saquicela, anunció que una vez se realizaron el análisis y las gestiones necesarias en materia de extradición, él firmó la providencia iniciando el trámite de extradición de Correa, quien es uno de los 20 sentenciados dentro del denominado caso Sobornos 2012-2016 y vive junto a su familia en Bélgica.

Presidente de la Corte Nacional, Iván Saquicela, asegura que continuará tramitando la extradición de Rafael Correa, pese a supuesta existencia de un asilo político

Desde la Corte Nacional se ha dicho que lo que se dictaminó inicialmente es procedente el pedido hecho por el juez ponente del Tribunal de Ejecución, Walter Macías, y en el momento que se cuente con la documentación traducida se enviará el expediente a Cancillería para que se continúe con el proceso de extradición.

Saquicela aseguró que el trámite se debe hacer estrictamente con apego a la ley y eso incluye el nombramiento de peritos para la traducción que, adelantó el titular de la CNJ, será bastante extensa por la cantidad de fojas. Ante ello, el presidente de la Corte Nacional señaló, sin dar una fecha específica, que ese proceso “tomará unos días más”.

Publicidad

Sobre la demora en iniciar el pedido de extradición contra Correa, en su momento Saquicela recordó que desde que quedó en firme la sentencia los abogados del exmandatario señalaron que era imposible la extradición. Ante ello, dijo el presidente de la CNJ, lo que hizo fue preparar jurídicamente y en forma correcta el planteamiento.

“Solo teníamos al momento de la sentencia en firme, el convenio de extradición con Bélgica y era necesario fortalecer los instrumentos jurídicos internacionales para obtener más fundamento y que no haya riesgo (...) de que se pueda decir que no es posible la extradición con Bélgica. Lo que se dijo por parte del Estado ecuatoriano es que dentro del convenio internacional de las Naciones Unidas de la Lucha Contra la Corrupción, el Ecuador envió una nota verbal para que en el contexto de ese convenio internacional (...) pueda tener la extradición también con algunos países, como el caso de Bélgica”, refirió Saquicela.

En una entrevista, la mañana de este miércoles, el canciller ecuatoriano Juan Carlos Holguín dejó claro que en Ecuador hoy no hay persecución política y que en este caso la Cancillería no tiene ni un rol político ni de justicia. “Es la Corte Nacional la que tiene que hacer justicia para los ecuatorianos. Nosotros debemos cumplir el rol institucional que tenemos para trasladar esa información”.

Pese a que no se ha confirmado por vías oficiales, abogados y cercanos al exmandatario Correa hablan de que el Gobierno Federal de Bélgica otorgó al líder de la Revolución Ciudadana un asilo político. Rafael Correa se radicó en Bélgica junto a su familia desde junio de 2017, poco después de que fue sucedido en el cargo por su entonces coideario Lenín Moreno.

Publicidad

El presidente Saquicela ha insistido en que en esta causa no hay juicios de valor, no son opiniones o criterios políticos, sino que su pronunciamiento es en derecho, pues existe una sentencia en firme y en proceso de ejecución por el delito de cohecho pasivo agravado y su deber es continuar con el proceso de extradición que lo hizo el juez que preside el Tribunal de Juzgamiento.

Desde lo procesal, la presidencia de la Corte Nacional debe remitir a la Cancillería el pedido, aparejando la extensa sentencia y todos los documentos de respaldo debidamente traducidos que finalmente servirán de sustento para que las autoridades de Bélgica tomen la decisión. Saquicela adelantó que el proceso es complejo, que en su momento dependerá de la Cancillería y sus gestiones diplomáticas y finalmente todo quedará en manos de Bélgica.

Tratado de Extradición entre Bélgica y Ecuador data de 1887, pero sí contempla delito de ‘corrupción de funcionarios públicos’

“Es importante que la CNJ comunique al país el momento en que haga su pedido, que no contenga errores. Tiene que contratar unos peritos para la traducción oficial a los idiomas oficiales del Reino de Bélgica. Una vez cumplidos esos pasos, la justicia siempre tiene que sacar su verdad. (...) En este caso hay sentencias ejecutoriadas, la condición judicial de Rafael Correa es la que todos conocemos en nuestro territorio y llegará el momento cuando la justicia ecuatoriana haga el pedido de extradición en que Cancillería pueda tomar las vías diplomáticas para explicar esa situación”, anotó Holguín.

Desde septiembre de 2020, luego que se negó en la Corte Nacional el recurso de casación planteado por los acusados del delito de cohecho, la condena contra Correa y los 19 restantes sentenciados en el caso Sobornos quedó en firme. Además de los años de cárcel como autor mediato por instigación, al exmandatario se le ordenó pagar una reparación integral al Estado de $ 778.000. (I)