El Gobierno nacional avanza en los diálogos con los sectores políticos de la Asamblea Nacional. Para este 26 de octubre, el presidente de la República, Guillermo Lasso, tiene previsto a las 18:00 reunirse con los miembros de la bancada Izquierda Democrática (ID), antes de remitir el proyecto de Ley urgente sobre reforma tributaria al Parlamento.

Estos acercamientos políticos con la ID y el movimiento Pachakutik permitirán, según el Gobierno, lograr el respaldo político en votos en el interior de la Asamblea respecto a la reforma tributaria, laboral y de inversiones, tras el primer revés que obtuvo el régimen cuando remitió en septiembre pasado el proyecto de Creación de Oportunidades, pero que el Consejo de Administración Legislativa (CAL) no calificó por no tratarse de una sola materia.

Con los otros sectores políticos que actúan en la legislatura como la bancada Unión por la Esperanza (UNES) y el Partido Social Cristiano (PSC), aún no se confirma ninguna reunión con el Ejecutivo.

Lo que espera la bancada Unión por la Esperanza (UNES) es que el Ejecutivo haya acogido las sugerencias y esté en sintonía de las necesidades de los ciudadanos, afirmó Ronny Aleaga, pues a criterio de este legislador con la suscripción del Decreto Ejecutivo 231 lo que hizo el Gobierno es burlarse de los acuerdos previos con los sectores sociales, porque se anuncia el congelamiento de los precios de los combustibles, pero previamente emite un paquetazo. El congelamiento debió darse con el precio que regía en el momento del anuncio, replicó Aleaga.

Publicidad

Con decretos 230 y 231, Guillermo Lasso viabilizó los nuevos precios de los combustibles y suspendió el alza gradual

El coordinador del bloque socialcristiano, Esteban Torres, reveló que informalmente mantuvo una conversación con el coordinador de la bancada oficialista, Juan Fernando Flores, en la que le comentó que se busca un acercamiento político con el PSC y luego una reunión de la bancada con el Gobierno, pero que nunca se oficializó la invitación a todo el bloque.

Comentó que si la invitación al diálogo se llega a dar el PSC acudirá siempre que este diálogo sea público y ojalá en propia Asamblea Nacional, pero hasta el momento no han recibido una sola invitación. Torres Cobo desmintió que el PSC lo que quiere son puestos, como se ha señalado en algún medio de comunicación.

Según el coordinador de la Bancada Acuerdo Nacional (BAN), Juan Fernando Flores, tanto la Izquierda Democrática como Pachakutik conocen los informes técnicos de Ley Tributaria que será entregada hasta el miércoles en la Asamblea Nacional.

Que el Ejecutivo está a la espera de lo que los dos sectores políticos aliados del Gobierno puedan aportar y determinar qué elementos puedan ser perfectibles en la reforma.

Manifestó que el Gobierno ha realizado un llamado al diálogo, por ello asistieron la dirigencia y varios legisladores del movimiento Pachakutik, y que es la Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (Conaie) y diferentes organizaciones quienes más bien han hablado de aplicar justicia indígena a quienes hoy creen en el diálogo.

Flores explicó que son varios los temas que se modificaran en el nuevo proyecto de reforma tributaria, en el que persiste el principio de que quienes obtuvieron más durante la pandemia del COVID-19 son quienes tendrán que aportar mucho más.

Publicidad

Respecto al aporte tributario de los ciudadanos, añadió el coordinador de la bancada oficialista, se revisó la tabla y se redujo para que no haya una afectación directa a la sociedad ecuatoriana y eso garantice que quienes tengan que tributar sean las empresas que se vieron beneficiadas durante el proceso de la pandemia.

Alejandro Jaramillo, coordinador de ID, ratificó que este martes 26 de octubre mantendrá su bancada una reunión con el primer mandatario, en la que solicitará la derogatoria de los tres decretos ejecutivos que permitieron la fijación de los precios de los combustibles a través de bandas, pero que también pedirán que se revise el actual decreto 231, que indica que más adelante se podrá verificar el costo o precios de los combustibles, cuando la idea es el congelamiento del costo hasta antes de la emisión del último decreto.

Manifestó que la Asamblea Nacional tiene que trabajar de la mano con el Ejecutivo, pues es la única manera de llegar a consensos mínimos, y así se tiene que trabajar por el país.

En la reforma tributaria resaltó que la ID coincide en el anuncio del Ejecutivo de que tienen que pagar los que más ganan, pero que en la propuesta inicial del Ejecutivo de aplicar un impuesto a las personas que ganan más de $ 2.000 mensuales, la Izquierda Democrática plantea que esa base imponible debe subir para quienes ganen $ 3.500 mensuales. Aunque Jaramillo dijo que ese tema se puede analizar.

El asambleísta Ricardo Vanegas, del movimiento Pachakutik, aclaró que en la reunión con el Gobierno realizada el miércoles pasado no llegaron a ningún entendimiento o acuerdo, lo único que se pidió al presidente de la República es el congelamiento de los precios de los combustibles a octubre del año pasado. “Creo que el compañero (Leonidas) Iza no está debidamente informado de la conversación que se tuvo”, subrayó. (I)