Con dos “bajas” de última hora en las bancadas legislativas se estrena mañana la nueva Asamblea Nacional. Omar Cevallos y César Rohón, que llegaron con Pachakutik y PSC-Madera de Guerrero, en su orden, anunciaron su alejamiento de estos grupos alegando su rechazo a las negociaciones políticas que se desarrollan en estos días.

Los bloques quedaron así: UNES, 49 legisladores; PK, 25; Izquierda Democrática, 18; PSC y aliados, 16; CREO, 12; y 17 de grupos de minoría y los que se declararon independientes. Ninguno por sí solo constituye una mayoría calificada para elegir a las autoridades legislativas o aprobar leyes (70 votos).

Mañana se elegirá al presidente y a dos vicepresidentes de la Asamblea, y a cuatro vocales del Consejo de Administración Legislativa. De momento se habla de un acuerdo entre las bancadas de UNES, PSC, CREO e independientes. Pero nada está sacramentado.

El actual periodo legislativo se regirá con nuevas normas, tras las reformas que se realizaron a la Ley Orgánica de la Función Legislativa.

Publicidad

Una parte de esta normativa entró en vigor en noviembre pasado; en esa fecha empezó a funcionar el Comité de Ética para procesar las faltas de los legisladores, y se resolvió que todos los informes de juicios políticos, sea para procesarlos o archivarlos, pasen al pleno del Legislativo.

Otra parte se aplicará desde hoy; por ejemplo, se crearon tres comisiones especializadas permanentes más, aparte de las doce que ya existían. Estas son las de Garantías Constitucionales y Derechos Humanos y Colectivos; la de Protección de Niños, Niñas y Adolescentes; y la de Relaciones Internacionales y Movilidad Humana (que se dividió con la de Soberanía y Defensa del Estado).


También se dispone la creación de una Unidad de Seguimiento y Evaluación de la Ley, cuya función será monitorear el cumplimiento e impacto de las leyes que se aprueben.

En la reforma, además, se incluyen algunos requisitos para la presentación de proyectos de ley, entre ellos, que el proponente justifique de qué forma este se alinea con los objetivos del Plan Nacional de Desarrollo o los objetivos de desarrollo sustentable, y que no tenga vacíos de constitucionalidad. Estos temas serán revisados por la Unidad Técnica Legislativa.

Detalles de la sesión

Instalación

Publicidad

La mesa directiva de la sesión de instalación de la nueva Asamblea dejó listo todo el plan operativo establecido por el COE nacional. Habrá un estricto control de ingreso al salón del plenario, donde únicamente estarán los asambleístas, que antes debieron enviar el resultado negativo de una prueba PCR de COVID-19. El ingreso de estos empezará a las 08:30 y se hará por bloques. Las autoridades entrarán a las 10:00. Se espera que la cita dure unas cinco horas; cada tres habrá una fumigación para evitar contagios.

No todos acudirán

La asambleísta Wilma Andrade (ID), miembro de la mesa directiva de la sesión inaugural, anunció que no todos los legisladores asistirán. Se permitirá que algunos se conecten vía telemática, siempre que demuestren que tienen algún tipo de contagio de coronavirus o posean alguna vulnerabilidad. Andrade informó que al menos tres asambleístas no acudirán a la sesión de manera presencial, porque han señalado que han estado cercanos a personas con COVID-19 y deben mantener la cuarentena; además, hay un caso de una que está embarazada.

Cierre del periodo 2017-2021

La Asamblea Nacional clausuró esta tarde el periodo legislativo 2017-2021 aprobando dos proyectos de Ley sobre Navegación y reformas a la Ley Seguridad Social de las Fuerzas Armadas y Policía. En cuanto a las reformas al Seguro Social, la Asamblea otorgó jurisdicción coactiva al Isspol para la recuperación de los recursos de la institución; y determinó que los jubilados recibirán sus pensiones así vuelvan a trabajar en relación de dependencia. En cambio, la Ley de Navegación regula y garantiza la defensa de la soberanía en los espacios acuáticos. (I)