A inicios de febrero pasado fue el último diferimiento de la audiencia de juicio, de los dos que se han dado, en el caso por el delito de delincuencia organizada contra el expresidente Abdalá Bucaram Ortíz, su hijo Jacobo Bucaram Pulley y tres personas más procesadas por supuestas irregularidades en la comercialización de mascarillas y 21.0000 pruebas rápidas para diagnosticar Covid-19 en plena pandemia, y aún no existe una nueva fecha para la diligencia.

La novedad en el caso se ha dado por el lado de la detención de Orietta Isabel Marengo, ciudadana peruana que permanecía como prófuga de la justicia al ser una de las cinco personas llamadas a juicio en esta causa. Ella fue detenida el 10 de marzo pasado en Lima, Perú, por agentes de la Interpol (Policía Internacional, por sus siglas en inglés) de ese país.

Abdalá Bucaram y su hijo Jacobo son llamados a juicio como presuntos autores del delito de delincuencia organizada

Sobre Marengo existía una difusión roja solicitada inicialmente por la fiscal del caso Lidia Sarabia. Con ese pedido concretado el 8 de marzo pasado, se dio la detención en La Molina, zona exclusiva de la capital peruana e inmediatamente la mujer fue puesta a órdenes de las autoridades competentes. Desde Ecuador, en la Corte Nacional de Justicia, ya se iniciaron los trámite para la extradición.

La ciudadana peruana estaría identificada por la Fiscalía como un brazo logístico de la organización. Mediante los seguimientos realizados se habría definido que la mujer de 25 años era quien adquiría bienes, incluso donde se hospedaban o donde se movilizaban los restantes miembros de la organización.

Publicidad

En el documento de la Oficina de Interpol Perú se indica que Marengo era investigada por el delito de delincuencia organizada por dedicarse a la comercialización irregular de pruebas para Covid-19 e insumos médicos en el contexto de la emergencia sanitaria en Ecuador, entre los meses de marzo y octubre de 2020.

También se dice que ella junto a otros de los procesados podría estar involucrada en delitos como enriquecimiento privado no justificado, estafa, uso doloso de documento publico, evasión tributaria e incluso delitos contra la vida. Información del expediente señala que Marengo habría sido pareja del israelí Shy Dahan, extranjero que fue asesinado en la Penitenciaría de Guayaquil, luego de ser detenido con el procesado en este caso, el también israelí Sheinman Oren.

Juez dictó sobreseimiento a favor de Abdalá Bucaram y su hijo Jacobo en caso de pruebas rápidas

Marengo junto al exagente de la Agencia Metropolitana de Tránsito (AMT) de Quito, Leandro B., y el israleí Sheinman Oren fueron llamados a juicio por delincuencia organizada en octubre pasado por el juez Geovanny Freire. En esa audiencia fueron sobreseídos los dos Bucaram y los ciudadanos Bryan P. y Verónica A.

Luego de una apelación planteada por la Fiscalía, un Tribunal de la Corte Provincial de Pichincha levantó los sobreseimientos para Abdalá y Jacobo Bucaram y ratifico los dados a los otros dos sospechosos. Con esta decisión cinco personas finalmente quedaron en la lista de llamados a juicio.

Publicidad

La audiencia de juzgamiento en este caso quedó en manos de un Tribunal integrado por los jueces provinciales Silvana Velasco (ponente), Catterine Vásquez y Pablo Cello. Ellos deberán definir la nueva fecha para la instalación de la etapa de juicio.

Audios, pericias y cotejamientos serían parte de la prueba que mantiene contra los acusados la fiscal Sarabia y a la que la califica de contundente. Por su parte, la defensa del expresidente ha reiterado que no existen elementos que los relacionen a él o a su hijo con el ilícito acusado y cree que la motivación del procesamiento penal viene desde lo político. (I)