La inconfundible silueta del monte más famoso de Suiza que durante más de 50 años ha identificado a Toblerone dejará de aparecer en los empaques de la famosa marca de los chocolates triangulares.

La razón es que pese a ser fundada en 1899 por Jean Tobler en la capital suiza, Berna, y ofrecer desde 1908 los chocolates en forma de triángulos que representan el icónico monte Cervino (Matterhorn), Toblerone ya no podrá decir que sus productos son 100% suizos.

Es a raíz de la decisión de los dueños de la compañía, la empresa estadounidense Mondelez, de trasladar parte de la producción a Eslovaquia.

Publicidad

Y eso choca directamente con las normas del país helvético que determinan lo que es realmente suizo.

Una de ellas establece que no está permitido utilizar símbolos nacionales para promocionar productos lácteos que no se fabriquen exclusivamente en Suiza, que es el caso de los chocolates.

GETTY IMAGES Pie de foto, La silueta del monte Cervino apareció por primera vez en los empaque de Toblerone en 1970.

Esto medida obligará a Toblerone a modificar su empaquetado para sustituir la imagen del nevado alpino de 4.478 metros de altura por una cumbre más genérica, según confirmó la compañía estadounidense a la BBC.

Publicidad

Con la firma de Tobler

En el nuevo envase habrá “una tipografía y un logotipo nuevos y distintivos que se inspiran en la historia de Toblerone y en la firma de nuestro fundador, Tobler”.

Mondelez también explicó que estaba trasladando parte de la producción fuera del país para “responder al aumento de la demanda en todo el mundo y hacer crecer nuestra marca para el futuro”.

Publicidad

Si bien Toblerone ofrece su famoso chocolate con forma de montaña hecho de leche suiza con miel y turrón de almendras desde hace 115 años, no fue hasta 1970 cuando incorporó la silueta del monte Cervino en su envase.

Hasta ese momento había utilizado dos símbolos de la capital suiza, el águila y el oso de Berna, manteniendo este último dentro de la silueta del monte Cervino.

Mondelez declaró que Berna era una “parte importante de nuestra historia y seguirá siéndolo en el futuro”.

La barra de Toblerone se ofreció con espacios más amplios entre sus característicos triángulos en 2016.

Esta no es la primera vez que Toblerone está en medio de una decisión polémica.

Publicidad

En 2016, cambió el diseño de su barra de chocolate para espaciar los trozos triangulares en un intento de reducir los costos de producción.

Sin embargo y a raíz de las muchas críticas que recibió, la empresa volvió a la forma original dos años después.