Los alimentos son la principal fuente de nutrientes y vitaminas para el cuerpo que ayudan a mantenerse saludable y a prevenir enfermedades como el cáncer.

El cáncer “es una enfermedad por la que algunas células del cuerpo se multiplican sin control y se diseminan a otras partes del cuerpo”, explica el Instituto Nacional de Cáncer.

La mejor manera de reducir el riesgo de padecer cáncer o cualquier otra enfermedad es incluyendo en la dieta alimentos ricos en fitonutrientes que aportan múltiples beneficios a la salud, como se menciona el centro oncológico MD Anderson Cancer Center.

Publicidad

Los nutrientes de las frutas y verduras aportan beneficios a la salud. Foto: Freepik.

Los cinco alimentos para combatir el cáncer

La Sociedad Americana de Clínica de Oncología explica que existe una larga lista de alimentos influyentes en la prevención del cáncer, principalmente los de origen vegetal, como el caso de las verduras crucíferas que ayudan a regular las enzimas.

Incluir en la dieta plantas como verduras, cereales integrales y proteínas vegetales aportarán al cuerpo una buena carga de fitoquímicos o fitonutrientes.

Los fitoquímicos son sustancias como los carotenoides, flavonoides, isoflavonas y polifenoles, que se encuentran en frutas y verduras.

Publicidad

1. Brócoli

Este alimento del grupo de las verduras de hojas verdes es el recomendado en la prevención de cáncer de boca, laringe, faringe, esófago y estómago.

Prepare un puré de brócoli al vapor con las especies de su agrado o una sopa refrescante con media taza de brócoli, ajo, leche descremada y crema agria.

Publicidad

Los compuestos del brócoli y otras plantas crucíferas posee propiedades anticancerosas. Foto: Freepik.

2. Bayas

Son una gran fuente de vitamina C y contienen antioxidantes que ayudan a prevenir ciertos tipos de cáncer como de vejiga, pulmón, de piel, de mama y esófago. Puede consumir las bayas congeladas, secas o frescas, según sea su gusto.

En las mañanas puede consumir frambuesas sumergidas en yogur o cereal. O prepare un batido de fresa como refrigerio rápido.

Las fresas, arándanos y frambuesas están formadas de compuestos vegetales llamados fitoquímicos que previenen el cáncer. Foto: Freepik.

3. Uvas

Estas frutas contienen un antioxidante llamado resveratrol que, según diversos estudios, intervienen como un protector de cáncer de hígado, de estómago, de mama y sistema linfático.

Incorpore una porción de al menos 15 uvas a su dieta ya sea para comer solas o en una ensalada baja en grasa. También puede refrescarse con ellas si las consume congeladas.

Publicidad

Las conchas de las uvas contienen resveratrol que impide el desarrollo de células cancerígenas. Foto: Pixabay.

4. Cereales integrales

Alimentos como el arroz integral, quinoa o avena integral contienen minerales, vitaminas y fibra que lo ayuda a mantenerse satisfecho lo que influye en el control de peso y puede reducir el riesgo de cáncer.

El arroz y la pasta integral se pueden anexar fácilmente a la dieta, mientras que la avena en un batido matutino saciará su cuerpo.

Los granos integrales son fuente de fibra y de antioxidantes que ayudan a proteger contra el cáncer. Foto: Freepik.

5. Tomates

Contiene un antioxidante de nombre licopeno que ayuda a combatir el cáncer de próstata, según estudios. Lo puede consumir de manera natural, congelados o procesados para preparar una salsa.

Están compuestos de licopeno al que también se le adjudican propiedades antiinflamatorias. Foto: iStock.

Una dieta balanceada y el control de sobre peso u obesidad será su mejor arma para una buena salud y prevenir la aparición de células cancerígenas. (I)

Te recomendamos estas noticias