NOTICIAS

Publicidad

El triunfo presidencial de Guillermo Lasso mueve las negociaciones políticas en la nueva Asamblea Nacional

Las organizaciones políticas de la nueva Asamblea abrirán diálogos que involucren a los bloques del PSC y CREO.

Tras el triunfo electoral de Guillermo Lasso, las cinco fuerzas políticas más representativas de la nueva Asamblea Nacional abrirán diálogos con miras a designar a las autoridades legislativas para los próximos dos años. Cortesía Foto: ALEX MOYA

Publicidad

El triunfo electoral de Guillermo Lasso como nuevo presidente de la República dará un giro en las negociaciones políticas de la nueva Asamblea Nacional, que se instalará el próximo 14 de mayo.

Representantes de las cinco fuerzas políticas con mayor presentación en la nueva Asamblea Nacional señalan que otra es la lectura y por ende las negociaciones que se abrirán tras los resultados electorales del pasado domingo. Todos no descartan entendimientos con el nuevo Gobierno con base en una agenda legislativa; aunque la primera prueba de esos acuerdos estará en la designación de las autoridades de la Asamblea para los próximos dos años.

Los bloques del movimiento Creando Oportunidades (CREO) y el Partido Social Cristiano (PSC), que juntos suman 31 escaños, no descartan que actuarán en alianza en el nuevo periodo legislativo, para de esa forma constituirse en la segunda fuerza política en el Parlamento luego de la coalición Unión por la Esperanza (UNES), que posee 49 votos. La Izquierda Democrática y Pachakutik, que en sus filas reúnen 45 voluntades, avanzan en la suscripción de un acuerdo político, en tanto que 12 independientes aún no definen su posición.

Publicidad

Fuerzas políticas de la nueva Asamblea Nacional muestran apertura al diálogo con el nuevo Gobierno

Salvador Quishpe, asambleísta nacional por Pachakutik, comentó que es indudable que habrá un giro en lo que se estaba proponiendo para el nuevo periodo legislativo, pues antes del 11 de abril se visibilizaban dos tendencias fuertes: la bancada 1-5 denominada UNES y la alianza entre Izquierda Democrática y Pachakutik.

Frente a la elección de Guillermo Lasso, añadió, a lo que aspira el sector de la ID-PK es a ampliar un acuerdo entre todas las bancadas legislativas para evitar que haya mayorías ganadoras o perdedoras en la Asamblea y juntos elegir a las autoridades de la legislatura pero con Pachakutik en la presidencia.

“Hagamos una agenda nacional que responda a la necesidad nacional e incluso coordinando con el mismo Ejecutivo, pese a tener puntos de disenso, pero hay que dar ese paso”, afirmó, tras reiterar que propone diálogos públicos y transparentes con todas las organizaciones políticas para armar una agenda legislativa con puntos de acuerdos mínimos.

Publicidad

Según el coordinador de la Izquierda Democrática, Eckenner Recalde, por la actual composición de la Asamblea, el gobierno de Guillermo Lasso necesariamente debe acudir a los votos de la ID y Pachakutik.

Tras los resultados electorales del domingo, según Recalde, la bancada UNES pierde espacio de negociación dentro de la legislatura porque ya no tendrá la misma fuerza al perder la Presidencia de la República y pretender la presidencia de la Asamblea.

Publicidad

Ahora la ID y PK, que en sus filas tiene 45 votos, pueden llegar a un acuerdo con CREO y el PSC, afirmó Recalde, pero aclaró que ese acuerdo debe respetar las líneas rojas, por ejemplo, no a la venta del Banco del Pacífico ni la privatización del Seguro Social, así como la venta de CNT.

El representante del PSC, César Rohón, aclaró que aún no han iniciado conversaciones con ningún bloque, y que sin duda el triunfo de Guillermo Lasso pateó el tablero político y por ende influirá en las negociaciones en la nueva Asamblea Nacional.

Los resultados electorales presidenciales y la nueva composición de la legislatura obligan a buscar acuerdos con todas las fuerzas políticas, dijo Rohón, tras afirmar que el PSC y CREO aspiran a seguir actuando como alianza, pues poseen 31 legisladores, y que a eso se sumarían seis asambleístas independientes que han manifestado su interés de actuar juntos.

Indicó que al momento nadie tiene la mayoría y que pronto se iniciarán los diálogos, pero anticipó que con UNES tienen más desacuerdos que acuerdos, pero que en política no hay absolutos y habrá momentos en que coincidirán.

Publicidad

Que sin duda la alianza PSC-CREO tendrá su candidato a la presidencia de la Asamblea Nacional y serán las conversaciones con otros sectores las que determinarán si habrá o no apoyo político, sin olvidar que los dos sectores son la segunda fuerza política a nivel nacional, apuntó.

Juan Lloret, asambleísta electo de UNES, alertó que el nuevo presidente de la República tendrá que ceder parte de sus posiciones con respecto a la tendencia que es más liberal que progresista, y no descartó que haya posibilidades de acercarse con base en una agenda.

Indicó que nadie puede desconocer que UNES tiene más afinidades ideológicas con la ID, Pachakutik y con algunos independientes, y en esa medida se buscarán acercamientos políticos con esos sectores para plantear normativas que vayan en la defensa de la dolarización, desarrollo productivo y de la industria nacional.

Alianza UNES tiene aspiraciones legítimas de buscar la presidencia de la Asamblea Nacional, indicó Lloret, y dijo que existe la apertura total con otros sectores para llegar a acuerdos en el ámbito legislativo. “Esto es un ceder y ceder, estamos en nuevo momento”, enfatizó.

Desde el sector de CREO, el asambleísta electo Diego Ordóñez señaló que aún no hay acercamientos con otras fuerzas, pero que tras el resultado electoral del domingo 11 de abril se activarán los procesos de aproximación necesarios para organizar la Asamblea y mantener canales abiertos.

Expresó que la conducta que asumió el excandidato presidencial Andrés Arauz, de llamar y felicitar por la victoria a Guillermo Lasso y señalar que se abre una nueva etapa, marca una diferencia de lo que ha sido una conducta del correísmo, y eso genera una expectativa.

Ordóñez sostuvo que sin duda se tenderán puentes con el sector de UNES, pero no precisamente para apoyar a una candidatura de Pierina Correa a la presidencia de la Asamblea Nacional, pues la asambleísta representa a su hermano Rafael Correa, por lo que se tendrían que abrir espacios hacia otra figura.

La posibilidad de entendimientos con miras a reorganizar la Asamblea Nacional y facilitar la gobernabilidad estaría por el lado de la Izquierda Democrática y Pachakutik, anticipó el legislador de Pichincha. (I)

Publicidad

Publicidad

Publicidad

¿Tienes alguna sugerencia de tema, comentario o encontraste un error en esta nota?

Publicidad

Publicidad

Publicidad