En el quinto día de comparecencias dentro del juicio político a tres vocales del Consejo de la Judicatura y a María del Carmen Maldonado, ex presidenta del organismo, el actual presidente de la Corte Nacional de Justicia, Iván Saquicela, expuso los cuestionamientos al proceso de evaluación de los jueces que es una de las causas de la interpelación.

La Comisión de Fiscalización lleva adelante el juicio político en contra de tres vocales del Consejo de la Judicatura: Fausto Murillo (actual presidente), Maribel Barreno y Juan José Morillo; y en contra de la expresidenta de la Judicatura María del Carmen Maldonado. Al momento el proceso está en la etapa de actuación de pruebas, para lo cual la mesa espera convocar a más de un centenar de testigos.

Juicio político a jueces del Consejo de la Judicatura continúa con escasas comparecencias, la mayoría se excusa o no asiste

Saquicela, durante su comparecencia, expuso que la vulneración de derechos constitucionales en el proceso de evaluación fue determinada en una sentencia de la Corte Constitucional, también advertida por la Corte Nacional de Justicia y además por un organismo veedor, lo cual significa el pago de una indemnización de $ 5 millones. Aclaró que ningún juez se opone a la evaluación, pero que este proceso debe observar la Constitución y la Ley.

Que tras la evaluación tuvieron que abandonar el cargo 23 jueces y conjueces, y luego por común acuerdo entre los integrantes del Consejo de Judicatura se procedió a nombrar jueces y conjueces temporales. Y dijo que prácticamente, esa designación se dio “a dedo”, sin un concurso lo cual vulnera el Código Orgánico de la Función Judicial.

Publicidad

Que la Corte Nacional de Justicia insistentemente ha solicitado al Consejo de la Judicatura que se llame a concurso, pero no hubo respuesta.

Saquicela ante la Comisión de Fiscalización manifestó que la Corte Nacional de Justicia no está integrada en forma debida producto de la situación singular tras la evaluación, y al momento tiene una estructura en la que jueces penales están en la sala civil y la sala de familia.

Que la evaluación declarada inconstitucional por la Corte Constitucional llevó a la remoción de 23 jueces y conjueces, quienes debían ser inmediatamente remplazados, donde incluso la expresidenta del CJ María del Carmen Maldonado, que enfrenta el juicio político, prometió llamar a concurso de manera inmediata, pero han transcurrido dos años y ese concurso no existe.

Advirtió de la conformación singular de la Corte Nacional de Justicia, porque está compuesta por jueces temporales que provienen de las cortes provinciales del país nombrados sin concurso ni criterios de selección. Se escogió, seguramente, de cada uno de los que conocían los vocales del Consejo de la Judicatura y eso ha generado que las cortes provinciales se queden con menos jueces y provocan la carga procesal.

Publicidad

Alertó que hay problemas en la Función Judicial respecto a los múltiples pedidos que ha hecho como presidente de la Corte, por ejemplo, se ha solicitado información sobre evaluación de fiscales provinciales que aún no se ha dado, así como la evaluación de los defensores públicos y jueces; por lo tanto, no hay carrera y no se promociona.

Saquicela manifestó que desde que asumió la presidencia de la Corte Nacional de Justicia hizo más de 40 pedidos para que se mejoren las condiciones del sistema informático en la Función Judicial, pues aseguró que carecen de algunos servicios básicos, papel bond, equipos tecnológicos, aire acondicionado en las ciudades de la Costa, no tienen tunner, las computadoras son antiguas, el sistema informático no funciona o se demora, no hay expediente electrónico, pues aún se usan casetes para grabar las audiencias. (I)