Policías y militares en servicio pasivo (sp) forman parte de la nómina de gobernadores que el presidente de la República, Daniel Noboa Azín, escogió como sus enlaces en las provincias, parte de una estrategia que integraría su plan de seguridad ciudadana.

Este 4 de diciembre, el primer mandatario designó 16 de 22 gobernadores, en cuyos perfiles hay militares y policías retirados.

La decisión respondería a un conjunto de estándares de eficacia y eficiencia que implementó Daniel Noboa y para articular estrategias de seguridad ciudadana, se informó extraoficialmente.

Publicidad

Las gobernaciones tienen entre sus atribuciones cuidar de la tranquilidad y orden público y exigir el auxilio de la fuerza pública; prevenir los conflictos sociales en el territorio de su competencia; expedir los instructivos e impartir las órdenes necesarias para proteger el medioambiente en los casos de emergencia.

Pueden informar a los ministros de Estado las irregularidades y deficiencias que observe en su gestión y también tienen la competencia de nombrar a los intendentes de Policía, jefes políticos, comisarios y tenientes políticos.

De los 16 gobernadores nombrados, diez provienen de las filas de las Fuerzas Armadas y de la Policía Nacional y se encuentran en servicio pasivo.

Publicidad

El viceministro de Gobierno, Carlos Espinosa, explicó que los nombramientos se hicieron con base en un conjunto de «altos estándares» de medición del cumplimiento de metas y objetivos que ha dispuesto al jefe de Estado.

En esa esfera consta como gobernador Rodrigo Cáceres Veloz, coronel de la Policía que estará al frente de la Gobernación de Chimborazo.

Publicidad

El coronel Ramiro Jaramillo Cisneros será gobernador de Bolívar y fue parte de la escolta de la Función Judicial y condecorado por su labor en el 2018 por el Consejo de la Judicatura.

Iván Navas Chacón será gobernador de Cotopaxi y se ha desempeñado como comandante de la Policía Municipal de Loja y, entre otras funciones, fue director de Seguridad Ciudadana en esa provincia.

En Santo Domingo de los Tsáchilas se nombró a Silvio Dávila Carpio, coronel de la Policía y excomandante de la subzona.

Francisco Mesías Hidalgo es el gobernador de Zamora Chinchipe y fue jefe de distrito de la Policía en Loja.

Publicidad

De las filas de las Fuerzas Armadas están Alberto Molina Flores, coronel del Ejército y gobernador del Guayas, y Milton Benítez Aráuz, quien estará en la Gobernación del Azuay y es coronel del Ejército retirado.

También, Sixto Cóndor García, gobernador de Morona Santiago, es militar en servicio pasivo, fue candidato a asambleísta en los comicios nacionales anticipados del 2023 por la alianza electoral Construye-Gente Buena.

Aunque oficialmente Noboa no ha suscrito los decretos ejecutivos, se informó que como gobernadores en Loja estarían el coronel del Ejército (sp) Héctor Paredes Escobar, y en Los Ríos, Fausto Rosero Aguirre, exjefe de la Fuerza de Tarea Conjunta de las Fuerzas Armadas y exdirector del Centro de Rehabilitación Social 4 del Guayas.

En otras provincias, los gobernadores serán:

  • Wuilmer Mora Vásquez, en Sucumbíos
  • Jorge Tamayo Triviño, en Santa Elena
  • Guido Ramos Carrasco, en Pastaza
  • Nuria Vega Morillo, en Orellana
  • Christian Pérez Mayorga, en Napo
  • René Sarmiento Sarmiento, en Cañar

Entre los simpatizantes de la alianza electoral ADN, que cobijó la candidatura de Daniel Noboa a la Presidencia de la República en las últimas elecciones, están Jorge Tamayo y Jimmy Blacio Ochoa, gobernador de El Oro, aunque el decreto de su designación no consta todavía en el sistema oficial.

Aún resta el nombramiento de los gobernadores de Carchi, Imbabura, Esmeraldas, Manabí y Tungurahua.

En esta última provincia la nominación estaba casi definida, pero surgió un imprevisto.

El jefe de Estado, junto con el Ministerio de Gobierno, había invitado al empresario Santiago Vargas a ser el gobernador de Tungurahua.

Pero él, en una entrevista con un medio de comunicación de Ambato, contó que el asambleísta de la bancada oficialista ADN Ramiro Vela le había pedido su hoja de vida para un cargo en la función pública.

El legislador negó esta acción y recordó que por mandato constitucional y legal los asambleístas tienen prohibición para gestionar cargos públicos, lo que puede acarrear su destitución.

Para la tarde de este martes, 5 de diciembre, está prevista su posesión en el Palacio de Gobierno en una ceremonia que presidirá el presidente Daniel Noboa. (I)