El Comité de Ética de la Asamblea Nacional se reactiva este  22 de septiembre, a las 09:00, para validar las pruebas presentadas dentro del proceso de investigación solicitado en contra de la asambleísta, Bella Jiménez Torres (ex ID), segunda vicepresidenta del Parlamento, por supuesta gestión de cargos públicos.

Este organismo que juzga a la representante del Guayas se reunirá 48 horas después de que el pleno de la Asamblea Nacional con 81 votos aprobó una resolución que solicita a Jiménez Torres, renuncie al cargo de segunda vicepresidenta y se pueda defender de las acusaciones  a nivel de la Fiscalía General del Estado y del Comité de Ética.

Jiménez anticipó que no dará paso a ese pedido planteado desde la Izquierda Democrática a través del asambleísta, Marlon Cadena, y preguntó cuál es el apuro para que ella renuncie cuando faltan pocos días para que se presente un informe sobre las dos denuncias que enfrenta.

Asamblea Nacional pide la renuncia a Bella Jiménez, acusada de supuesta gestión de cargos públicos

Entre quienes votaron por la resolución para que Jiménez renuncie a la vicepresidencia de la legislatura constan los asambleístas Marjorie Chávez (PSC) y Fredy Rojas (CREO), quienes integran el Comité de Ética. En cambio, José Chimbo (PK), Dalton Bacigalupo (ID) y Luisa González (UNES), quienes también son miembros del organismo, optaron por abstenerse.

Los asambleístas Alejandro Jaramillo (ID) y Victoria Desintonio (UNES), fueron los que presentaron el pedido de investigación a Bella Jiménez, por incurrir en las prohibiciones contenidas en los numerales 3 y 4 del artículo 163 de la Ley Orgánica de la Función Legislativa, respecto a gestionar cargos públicos y recibir dietas ajenas a la actividad legislativa.

Según el asambleísta, Dalton Bacigalupo, la fase de validación significa verificar si esas pruebas presentadas durante el proceso fueron obtenidas de manera legal y constitucional, y una vez cumplido con ese requisito se califican.

El jueves a las 09:00, se tiene previsto que el Comité se reúna para practicar las pruebas; eso significa recoger testimonios de las personas convocadas para dar su versión y argumentar que las pruebas validadas demuestran que se cometió la infracción denunciada.

En esta etapa se escuchará a los denunciantes sobre los sustentos presentados que llevarían a la destitución de la legisladora. Así mismo, el Comité escuchará a la denunciada quien puede impugnar cualquier prueba presentada en su contra.

La legisladora Marjorie Chávez comentó que lo resuelto por el pleno de la Asamblea fue un exhorto para que Jiménez renuncie, pero aclaró que esos exhortos no son vinculantes, sino pronunciamientos políticos.  Y todo eso no tiene nada que ver con el proceso investigativo que lleva adelante el Comité de Ética. (I)