El príncipe Andrés debe responder a las acusaciones de abuso sexual presentadas en un tribunal de Estados Unidos, dijo a la BBC el abogado de la mujer que presentó una demanda contra el hijo de la reina Isabel II.

“No puede esconderse detrás de la riqueza y los muros del palacio”, señaló David Boies, el defensor de Virginia Giuffre.

La mujer presentó una demanda civil en Nueva York en la que acusa al duque de York de agresión sexual cuando ella tenía 17 años.

El príncipe ha rechazado vehementemente las acusaciones. Una portavoz dijo que no habrá comentarios sobre este caso.

Publicidad

El abogado Boies dijo en el programa Newsnight de la BBC que su clienta había “hecho todo lo posible para resolver este litigio”.

Virginia Giuffre, entonces apellidada Roberts, fotografiada con el príncipe Andrés en Londres en 2001. Foto: Virginia Roberts

Giuffre, asegura su abogado, tiene la intención de enviar un mensaje a los hombres ricos y poderosos.

Quiere exponer que un comportamiento como el que denuncia “no es aceptable”, explicó Boies, y que alguien así “no se puede esconder detrás de la riqueza, el poder y los muros de un palacio”.

¿De qué se acusa al duque?

La denuncia afirma que el príncipe Andrés abusó sexualmente de Giuffre, que por entonces se apellidaba Roberts, en tres lugares.

Uno fue una casa en Londres que pertenecía a Ghislaine Maxwell, la pareja de Epstein. Y los otros dos fueron residencias de Epstein en Nueva York e Islas Vírgenes.

El duque de York, acusa Giuffre, participó en actos sexuales sin su consentimiento, aun sabiendo que ella era menor de edad y “que era una víctima de trata sexual”.

Publicidad

El príncipe Andrés y Jeffrey Epstein, quien siendo convicto por abuso sexual se suicidó, tuvieron una relación de amistad.

La demanda también alega que esa “conducta extrema e indignante” sigue causando “una angustia y un daño emocional y psicológico significativos” a Giuffre, quien ahora tiene 38 años.

“En este país ninguna persona, ya sea presidente o príncipe, está por encima de la ley, y ninguna persona, sin importar cuán impotente o vulnerable sea, puede ser privada de la protección de la ley”, se lee en la demanda.

“Hace 20 años, la riqueza, el poder, la posición y las conexiones del príncipe Andrés le permitieron abusar de una niña asustada y vulnerable sin nadie que la protegiera. Ha pasado mucho tiempo para que se le pidan cuentas”.

Lo que ha dicho el príncipe

Al hablar sobre las acusaciones de Giuffre, el príncipe Andrés dijo en 2019 que no recordaba haberla conocido.

“No sucedió. Puedo decirles categóricamente que nunca sucedió. No tengo ningún recuerdo de haber conocido a esta dama, en absoluto”, dijo.

El príncipe Andrés habló con la periodista de la BBC Emily Maitlis en 2019. Foto: Mark Harrison / BBC

En una declaración posterior, abundó: “Sigo lamentando inequívocamente mi relación mal juzgada con Jeffrey Epstein”.

“Su suicidio ha dejado muchas preguntas sin respuesta, particularmente para sus víctimas, y simpatizo profundamente con todos los que se han visto afectados y quieren algún tipo de conclusión”.

“Solo puedo esperar que, con el tiempo, puedan reconstruir sus vidas. Por supuesto, estoy dispuesto a ayudar a cualquier agencia policial apropiada con sus investigaciones, si es necesario”, expresó.

La acusación de Giuffre se presentó bajo la Ley de Víctimas Infantiles del Estado de Nueva York, que permite a posibles víctimas de abuso sexual infantil presentar un caso que ya había prescrito.

El curso legal es por la vía civil, en la que se exige una compensación monetaria. (I)