Son pequeñas y de cabeza angosta. Algunas habitan en las provincias de Orellana, Napo, Tungurahua, Morona Santiago y hasta en Esmeraldas. Y su coloración es distinta.

Las especies de la familia Plethodontidae tienen una característica, que para Santiago Ron, biólogo y curador de anfibios, es extraordinaria. “Carecen completamente de pulmones, a pesar de ser terrestres. Toda su respiración la hacen a través de su piel”, destaca el experto.

Publicidad

Tráfico de fauna silvestre para tenerlos como ‘mascotas’, entre motivos para que especies continúen en ‘peligro crítico’ en Ecuador

Dentro de la familia Plethodontidae está la salamandra amazónica (Bolitoglossa altamazonica), salamandra de dos bandas (Bolitoglossa biseriata), salamandra chica (Bolitoglossa chica), salamandra ecuatoriana (Bolitoglossa equatoriana), salamandra de Medem (Bolitoglossa medemi), salamandra palmeada (Bolitoglossa palmata), salamandra peruana (Bolitoglossa peruviana), salamandra del noroccidente (Bolitoglossa sima), salamandra gusano ecuatoriana (Oedipina ecuatoriana) y la salamandra gusano de Villamizar (Oedipina villamizariorum).

De acuerdo con la plataforma informática que contiene información detallada sobre la biodiversidad del Ecuador llamada Bioweb, algunas de estas especies están catalogadas como preocupación menor y peligro crítico.

Salamandra amazónica

Salamandra amazónica (Bolitoglossa altamazonica). Foto: Maik Dobiey.

Es una salamandra de tamaño pequeño con reducido número de dientes maxilares, manos y pies extensamente palmeados. Tiene la cabeza oval, alargada y moderadamente ancha. Y los dientes vomerinos ordenados en dos series, que forman arcos, se encuentran en el medio del paladar y se extienden hasta el margen interno de las narinas.

Su cola es larga y con poca constricción basal. Tiene un palmeo extensivo de manos y pies; dedos poco distinguibles.

Publicidad

El color base es marrón oscuro en todo el cuerpo. El dorso y los flancos pueden ser uniformemente oscuros o presentar motas o rayas más claras. Por lo general el dorso y los flancos son más oscuros que el vientre.

La coloración dorsal del hocico es por lo general marrón oscuro, pero puede presentar áreas más claras alrededor de los surcos naso-labiales.

Publicidad

Salamandra de dos bandas

Salamandra de dos bandas (Bolitoglossa biseriata). Foto: Santiago Ron.

Es una especie nocturna y categorizada en peligro. Los individuos han sido encontrados en el bosque húmedo tropical de tierras bajas y se han colectado individuos en hojas de arbustos, bromelias, heliconias, plantas de banano y árboles.

Puede habitar bosques secundarios, pero no degradados gravemente y se ha reportado su contenido estomacal que incluye artrópodos, especialmente pequeñas hormigas, larvas de quironómidos, individuos de Drosophila y arácnidos.

En Colombia y Ecuador se distribuye en los bosques tropicales occidentales y en las estribaciones noroccidentales de cada país. En Ecuador está en las provincias de Pichincha, Santo Domingo, Esmeraldas y Manabí. Tiene un número moderado de dientes maxilares, manos y pies completamente palmeados.

Salamandra chica

Salamandra chica (Bolitoglossa chica). Foto: Santiago R. Ron. Foto: Santiago R. Ron

Está en peligro crítico y su coloración dorsal es crema y los flancos y vientre son marrones. Las extremidades son de color marrón oscuro, y las manos y pies son más claros. Es de tamaño pequeño con una cabeza ancha, hocico con longitud moderada y truncado, ligeramente redondeado en la punta.

Publicidad

Además, tiene presencia de grandes guanóforos dispersos en la superficie ventral de la cabeza, tronco, cola y extremidades.

Esta especie es ovípara y se reproduce por desarrollo directo. En Ecuador, habita en simpatría con Bolitoglossa biseriata, Bolitoglossa medemi y Bolitoglossa chica. Se encuentra en las provincias de Esmeraldas, Santo Domingo y Manabí.

Salamandra ecuatoriana

Salamandra ecuatoriana (Bolitoglossa equatoriana). Foto: Santiago Ron. Foto: Santiago Ron

Está catalogada como de preocupación menor y se encuentra en las provincias de Napo, Sucumbíos, Orellana, Pastaza y Morona Santiago. También es de tamaño mediano con bajo número de dientes maxilares, manos y pies extensamente palmeados.

La coloración ventral es distintiva por la presencia de pequeñas manchas o parches de color plateado o blanco. Las extremidades presentan machas plateadas o blancas, pero las superficies de manos y pies son de color gris o negro.

Los individuos han sido colectados en el bosque húmedo tropical oriental, en bosque de tierra firme o várzea. En el Parque Nacional Yasuní se han encontrado hasta tres individuos en la misma planta a menos de 20 centímetros de distancia y todos los individuos han sido colectados descansando sin realizar ninguna otra actividad.

Salamandra de Medem

Salamandra de Medem (Bolitoglossa medemi). Foto: Mauricio Rivera.

Es una salamandra de tamaño pequeño y con número moderado de dientes maxilares. Se distingue del resto de salamandras del grupo Bolitoglossa adspersa por su patrón de coloración distintivo (dorso muy oscuro casi negro sin marcas y vientre más claro con pocos puntos distribuidos de manera irregular) y por presentar extremidades largas.

El color base de la cola es más oscuro que el de la garganta y vientre. Las superficies ventrales de las extremidades están moteadas con machas de color negro y gris claro.

Los individuos han sido colectados en hojas de arbustos a 170 centímetros del suelo y en las axilas de bromelias y heliconias. Es una especie que se encuentra en peligro.

Salamandra palmeada

Salamandra palmeada (Bolitoglossa palmata). Foto: PUCE Luis A. Coloma.

Es una especie nocturna y considerada en peligro. Los individuos han sido colectados en las laderas orientales de los Andes, principalmente en bosque primario sobre hojas de hasta 100 centímetros de distancia del suelo.

Es ovípara, se reproduce por desarrollo directo y se distribuye en las provincias de Napo, Orellana, Morona Santiago y Tungurahua.

Su hocico es redondeado, muy pequeño y truncado; ojos ligeramente grandes con presencia de un surco horizontal posterior a ellos. El número de dientes maxilares varía entre 24 y 47; los dientes vomerinos se extienden hacia el borde lateral de la apertura interna de las narinas y su número varía entre 14 y 23.

Salamandra peruana

Salamandra peruana (Bolitoglossa peruviana). Foto: Santiago Ron. Foto: Jorge Valencia

Está en la categoría de preocupación menor y es una especie nocturna. Los individuos han sido colectados en los bosques húmedos tropical y subtropical orientales, en bosque primario, secundario, plantaciones de café, banano y bosques talados selectivamente.

En el Parque Nacional Yasuní, los individuos han sido colectados en bosque de tierra firme y temporalmente inundado. Es una especie localmente abundante.

Los especímenes han sido encontrados en el suelo, bajo troncos, en arbustos y hojas de helechos a una distancia del suelo entre 5 y 30 centímetros. Pocos individuos han sido colectados a una distancia de 150 centímetros del suelo.

Se distribuye entre 200 y 850 m sobre el nivel del mar.

Salamandra del noroccidente

Salamandra del noroccidente (Bolitoglossa sima). Foto: Santiago Ron. Foto: Santiago Ron

Se encuentra en peligro y es de tamaño mediano con cabeza ancha, el hocico tiene longitud y ancho moderados, y es aplanado y truncado.

La coloración dorsal es crema con motas claras a marrones, formando patrones irregulares. En el cuerpo y cabeza hay presencia de glándulas dorsales marrones. El vientre varía de crema a marrón moteado con pequeños melanóforos negros. La cabeza es marrón oscuro.

Se han registrado individuos dentro del bosque y cerca de riachuelos. Es ovípara y se reproduce por desarrollo directo. Se distribuye en las tierras bajas del noroeste de Ecuador en las provincias de Esmeraldas y Santo Domingo.

Salamandra gusano ecuatoriana

Está considerada en peligro crítico y es de tamaño mediano con una cabeza estrecha y un hocico ampliamente redondeado.

Se caracteriza por ser la única dentro del género Oedipina con la presencia de pares de huesos prefrontales y una fórmula falangeal. Habita en tierras bajas del bosque tropical del Chocó.

El único individuo encontrado (holotipo) fue recolectado durante excavaciones a lo largo de los bordes de rocas de un arroyo con un dosel espeso y tupido, cerca de los claros del bosque, entre las 10:00 y las 12:00.

Como en otras especies del mismo género puede que su reproducción sea por desarrollo directo y no depende del agua.

Salamandra gusano de Villamizar

Salamandra gusano de Villamizar (Oedipina villamizariorum). Foto: Gabriela Bittencourt-Silva.

Es una salamandra gusano de tamaño mediano que se caracteriza por su cabeza angosta y relativamente puntiaguda con el hocico trunco. Es más similar a Oedipina ecuatoriana.

Sin embargo, se diferencia de Oedipina ecuatoriana por su tamaño aparentemente más pequeño (el único espécimen (holotipo) de Oedipina ecuatoriana es un macho, típicamente el más pequeño de los dos sexos, pero es más grande que el holotipo femenino de Oedipina villamizariorum), también su hocico es más puntiagudo, sus dedos son largos puntiagudos en lugar de redondeados, y tiene mucha menos pigmentación blanca en la cabeza.

Tiene superficies dorsales chocolate, densamente punteadas con marrón claro, crema turquesa y naranja parduzco. Una máscara blanca, delimitada con naranja pardusco. El párpado superior ligeramente pigmentado con turquesa. Está considerada en peligro crítico. (I)

También te puede interesar: