El Ministerio de Educación habilitó una encuesta para determinar el interés en la educación virtual para los planteles fiscales con inicio de clases de enero 2022 como una alternativa a si el retorno a clases presenciales no es una opción.

La encuesta está dirigida a estudiantes de Educación General Básica y Bachillerato en Ciencias.

Esa cartera de Estado aclaró que los estudiantes que opten por el traslado a esa modalidad de estudio deberán permanecer al menos un año.

La encuesta tiene cuatro preguntas: la primera se refiere a en qué institución educativa se encuentra el alumno (fiscal, fiscomisional, municipal, particular o fuera del sistema); la segunda, a si pertenece al régimen Sierra o Costa; la tercera, pregunta sobre el nivel educativo, por ejemplo bachillerato; y la última, si estaría o no de acuerdo con trasladar al estudiante en enero del 2022 a la nueva institución.

Publicidad

La ministra de Educación, María Brown Pérez, indicó que, en diciembre, si un cantón alcanza el 85 % de vacunación contra el coronavirus en dos dosis, los colegios fiscales ya no ofertarán la educación en modalidad a distancia y si hay el interés de los padres de familia en continuar con esa modalidad durante lo que resta de este año lectivo y del siguiente, deberán llenar esta encuesta a fin de determinar la demanda.

Ausentismo en Manabí y deterioro de planteles en Esmeraldas se evidenciaron en el primer día de retorno obligatorio a clases presenciales

“Tenemos una estimación de aproximadamente 25.000 estudiantes que podrían requerir este servicio, pero para tener un dato más certero estamos haciendo una encuesta previa”, dijo.

En Ecuador hay alrededor de 4,3 millones de alumnos. En instituciones fiscales, más de 3´290.000.

Agregó que en diciembre se solicitará el traslado de la institución fiscal en la que están de formato presencial a una institución, igual fiscal, de modalidad a distancia.

Sostuvo que, en el caso del régimen Costa se trata de una institución educativa denominada Guayacanes, y en la Sierra-Amazonía es la institución Arupos.

“A partir del mes de enero empezarían la básica superior y el bachillerato y a partir del mes de febrero comenzaría el resto de niveles educativos; en el caso de la Costa va a haber una excepcionalidad para los niños menores que ya culminarán el año en la institución en la que están”, explicó en una entrevista con este Diario.