Carmen Mejía, quien llegó a Quito de Tulcán, provincia del Carchi, contó que un familiar, de 79 años, sufrió una caída y se fracturó la cadera.

Jubilada, está internada desde el pasado martes en el hospital Carlos Andrade Marín (HCAM), en el centro norte de Quito.

“Todo, todo, absolutamente todo mandan a comprar acá, afuera, a las farmacias, incluso los frasquitos, estos para muestras de orina toca comprar, estas mangueritas para el oxígeno toca comprar, agujas...”, aseguró Mejía en los exteriores de esa casa de salud.

Estimó un gasto de $ 50 diarios. Desconocía cuándo le darán el alta a su allegada.

Publicidad

Cada mes, la hermana de María Perugachi, quien es oriunda de la provincia de Imbabura, debe sacar de su bolsillo $ 15 para comprar sus medicinas.

“Medicamentos si no hay aquí, eso sí nos mandaron a comprar afuera”, dijo -con un tono de habitualidad- cuando se le pregunta por los medicamentos que toma la chica.

Agregó que su hermana siempre tiene que comprar afuera el medicamento que fue recetado para el corazón.

Ambas mujeres aguardaban para ingresar al hospital Eugenio Espejo, del Ministerio de Salud Pública (MSP), hace algunos días.

Publicidad

Esta realidad podría cambiar con el proyecto de externalización de farmacias de consulta externa de la red pública integral de salud que la integran el Ministerio de Salud Pública (MSP), el Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS), el Instituto de Seguridad Social de la Policía (Isspol) e Instituto de Seguridad Social de las Fuerzas Armadas (Issfa) que está en marcha. Pero hay dudas de que ello suceda, sobre todo en grupos vulnerables y tampoco si se cumplirá con la fecha anunciada.

Respecto al listado de medicamentos para externalización, en un oficio del MSP enviado a Rafael Palacios, presidente de la Asociación de Padres de Niños y Adolescentes con Cáncer (Apnacc), se le da a conocer que los equipos técnicos de las instituciones de la red pública integral de Salud definieron la lista de medicamentos que podrían formar parte de ese proyecto y se decidió que se incluyera en el listado solo los medicamentos para tratamientos ambulatorios.

Según esa organización, solo constan 2 ítems de los 34 oncopediátricos.

“Externalización en farmacias es una farsa para niños con cáncer”, sostuvo en su cuenta de Twitter.

Publicidad

Con retraso, el 16 de mayo arrancaría externalización de farmacias de consulta externa; en una primera fase sería en Quito, Guayaquil, Cuenca y Portoviejo

Gustavo Dávila, director de la Fundación Jóvenes contra el Cáncer, se mostró escéptico debido a que aún hay desabastecimiento en los hospitales y tenía inquietud sobre qué garantiza que esa iniciativa gubernamental sea lo mejor y sobre la marcha.

“Si a proveedores no les pagan, ¿qué pasaría si el Estado no les paga a las farmacias?, no van a proveer de medicamentos, ¿a quién se reclama?”, se preguntó Dávila.

Agregó que los medicamentos a recetar serán únicamente los básicos, por lo que su inquietud era qué va a pasar con los fármacos para pacientes con enfermedades catastróficas.

Además que ese proyecto -indicó Dávila- iba a arrancar en septiembre del 2021, luego en marzo del 2022 y ahora -supuestamente- para la próxima semana.

Publicidad

“Son ofrecimientos que tan solo se juega, en muchos casos, con la esperanza de las personas que están esperando, esperando medicinas y esto conlleva escepticismo”, indicó.

Tener conectividad del 99,90 %, entre los doce requisitos de empresas para proyecto de externalización de farmacias de Consulta Externa

El plan, según había sido anunciado por la ministra de Salud, Ximena Garzón, se iniciaría el lunes, 16 de mayo, sin embargo, en una entrevista radial, -el pasado jueves 12 de mayo-, mencionó que el programa Medicina Siempre de externalizar la entrega de fármacos, será lanzado en las próximas semanas.

Acerca de cómo funcionaría, Garzón sostuvo que las personas acudirán a la consulta externa, serán revisadas por el médico, quien generará en su historia clínica electrónica la receta electrónica.

El paciente recibirá la receta impresa con las indicaciones y un código, va a una de las farmacias adscritas a la iniciativa, el dependiente digita el código dentro de su sistema y entrega los medicamentos.

El paciente o una persona que esté registrado a su nombre en el sistema tendrá 72 horas para ir a recoger los fármacos, indicó.

Se genera la factura electrónica y mensualmente el MSP realizará el pago correspondiente.

“No existe ningún copago, las medicinas siguen siendo completamente gratuitas”, dijo Garzón, en radio Armónica.

Al menos tres pasos habría para obtener medicamentos en proyecto de externalización de farmacias

Expresó que seis cadenas de farmacias firmarán convenios de adhesión y habrá 777 boticas en Guayaquil, Quito, Cuenca y Portoviejo.

En esas ciudades empezará la iniciativa en una primera fase.

Sobre el abastecimiento de medicinas, la titular del MSP afirmó que hay el 75 % en las unidades de salud, hospitales de esa cartera de Estado con más del 90 %, aunque en otros existe el 25 %.

A su cargo ese ministerio tiene 135 hospitales. (I)