Desde las 21:00 varias familias en el norte de Quito se unieron a la convocatoria realizada por el alcalde Santiago Guarderas de realizar un cacerolazo por la paz ante los hechos violentos que se han registrado en el marco del paro nacional.

En video de redes sociales se escucharon ollas y pitos desde las viviendas.

Quito por la paz concentra a ciudadanos en la tribuna de los Shirys y en la ruta viva

Guarderas había hecho un llamado a los quiteños a realizar este acto para demostrar la “voluntad democrática con el apoyo al diálogo y al cese de la violencia y el vandalismo”.

De igual manera desde la tarde se realiza una caravana motorizada con el mismo objetivo y recorrió varios sectores de la capital. También hubo concentraciones de ciudadanos, quienes vestían prendas blancas y rechazaban las acciones violentas durante la jornada de protesta. (I)