La compra de una nueva generación de energía eléctrica a través de las empresas distribuidoras y la importación de gas a través de isotanques son dos de las medidas que tomará el Gobierno a fin de que los anunciados apagones, que empezarán desde este viernes 27 de octubre, lleguen a su fin a mediados de diciembre. Previamente se había anunciado la compra de motores de fueloil por parte de Celec EP.

Es que tras el anuncio que hicieran las principales autoridades energéticas: el ministro de Energía, Fernando Santos; el gerente de la Corporación Eléctrica del Ecuador (Celec), Gonzalo Uquillas; el gerente del Operador Nacional de Electricidad (Cenace), Gabriel Argüello, y el gerente de la Empresa Eléctrica Quito, Marcelo Jaramillo, de que ya empiezan apagones de cuatro horas en la Sierra y Amazonía y de tres horas en la Costa, las autoridades también informaron las medidas que están tomando a fin de que estos cortes sean temporales, es decir, un mes y medio.

Los anuncios de estas medidas que llegan al filo del inicio de los apagones también estuvieron acompañados por una serie de justificaciones por parte de las autoridades, que no consideran que se pudo hacer algo más para evitar el problema de apagones. Entre los factores que mencionan está que este ha sido el estiaje más severo en 50 años, que no se podía prever que el embalse de Mazar iba a quedar en sus mínimos a finales de octubre, pues ese no es el comportamiento habitual, que hubo muchos proyectos eléctricos mal hechos y otros que no se han terminado, entre otros.

Publicidad

Así, el ministro Fernando Santos informó que los apagones serán temporales hasta que se concrete la nueva generación de energía por 465 MW, cuyo proceso está encabezado por la Empresa Eléctrica Quito y otras distribuidoras del país. Estos vendrán a través de barcazas o de soluciones en tierra. El costo de esta solución será de $ 160 millones, que serán asumidos por las empresas distribuidoras y no se subirán tarifas a los consumidores.

Sobre el tema, Marcelo Jaramillo, de la Empresa Eléctrica Quito, explicó que la contratación será por seis meses y que ya se han tomado las primeras acciones para el proceso. En primera instancia se realizó un sondeo del mercado de la generación que puede haber dentro y fuera del país. Ha habido el interés de 18 firmas Ya se abrieron los sobres y los resultados son bastante competitivos, pues el precio sería de 8,5 centavos más combustible. Se está trabajando en este tema 24/7 para que las ofertas puedan llegar en 30 o 45 días, es decir, a mediados de noviembre; a finales de diciembre se podría contar con la energía disponible.

Todo ello se basa en el convenio de Asociatividad Temporal de las 20 distribuidoras del país que permitirá “ejecutar un procedimiento de selección y contratación para obtener la energía generada por una potencia de 465 MW, por un periodo de seis meses. Además, se realizará una campaña comunicacional de ahorro y uso eficiente de la energía.

Publicidad

En segunda instancia, está previsto que se realice en las próximas horas el lanzamiento de una licitación para la importación de gas natural. Esto permitirá la compra de 100 MW a través de la importación de gas, que llegarían a mediados de diciembre. Esta energía, a pesar de que es más cara que la generada por gas nacional, costaría entre 12 y 14 centavos el kilovatio hora. Esto representa una mejora importante, frente a los entre 23 y 57 centavos kWh que le ha costado al país la energía de Colombia. Gonzalo Uquillas anunció además que en el proceso de importación de gas se ha desistido de utilizar la infraestructura del Campo Amistad y más bien se lo hará por isotanques.

Una tercera solución que está en camino es la contratación que hizo Celec de 32 motores de 54 MW, que están por ser embarcados desde Corea y que llegarían a finales de diciembre o a principios de enero al país.

Publicidad

Adicionalmente, Uquillas dijo que al momento las térmicas están al 80 % y que el lunes entraría en funcionamiento Termoesmeraldas 1 con 125 MW y el miércoles, Termoesmeraldas 2 con 42 MW.

Para el ministro Santos, el problema se ha dado porque por más de 70 años se ha vivido un monopolio estatal de la generación y desde 2007 al 2017 se hicieron gastos en generación, pero con pésimos resultados.

En la mañana, el experto en temas energéticos José Alvear Campodónico señaló que los apagones serían producto de la negligencia de las autoridades. Y esto le llegaría a costar unos $ 1.000 millones al Estado. Para Alvear, la indisponibilidad de energía eléctrica en Ecuador superaría los 6.300 MW. Asegura que si bien existe una capacidad instalada de 8.000 MW, y la demanda es de un poco más de 4.000 MW, no se puede aprovechar toda la capacidad porque hay varias que están indisponibles. Además, las empresas camaroneras y mineras requieren al menos 3.000 MW. El experto también dijo que no sería correcto realizar compras de emergencia a través de un simple acuerdo ministerial, pues se requiere un decreto ejecutivo para la declaración de emergencia en el sistema eléctrico. También hizo comentarios en el sentido de que ha puesto una denuncia en la Fiscalía porque presume que ha habido un sobreprecio en el tema de la compra de motores de fueloil, que sería del 50 % adicional.

Sobre el tema de que no existe un decreto ejecutivo para la emergencia, el ministro Santos consideró que lo emitido en el acuerdo ministerial es suficiente para realizar las compras de manera expedita, pero aseguró que los procesos se harán con licitaciones y de manera transparente. Adicionalmente, Uquillas dijo que ha pedido una copia a Fiscalía de la denuncia, pero que todos los procesos han cumplido el debido proceso. Dejó abierta la posibilidad de responder con otras demandas al reclamo de Alvear. (I)

Publicidad