Pensando en el futuro de sus hijos con síndrome de Down, un grupo de 10 madres se asociaron para crear un emprendimiento con el objetivo de que a largo plazo se convierta en la fuente de empleo para ellos. Se trata de TGEN21, una marca que confecciona piezas básicas de vestuario. Arrancó con pijamitas navideñas; ahora su producto de temporada son las cajas básicas para el Día de la Madre.

“Somos un grupo de mamitas que nos conocimos en Fasinarm. Nos dimos cuenta que no podíamos trabajar por el cuidado de nuestros hijos, los llevamos a la escuela, a terapias de lenguaje y físicas. Un día nos reunimos para buscar un negocio para que cuando ellos crezcan puedan trabajar en algo independiente y sean personas autónomas. Así nació la idea de TGEN21″, cuenta una de las emprendedoras, Alexandra Rodríguez.

Aunque no tenían experiencia en emprender o en la confección, las madres integraron sus conocimientos a este gran sueño, como ventas, o diseño gráfico por parte de Alexandra, y así están sacando adelante la iniciativa.

El éxito del adulto con síndrome de Down sí es posible

El nombre del negocio es una referencia al nombre de la enfermedad. Se refiere a la trisomía 21, el trastorno genético causado por la presencia de una copia extra del cromosoma 21. Al momento, los niños de las madres emprendedoras están en el rango de edad de 7 a 10 años.

Publicidad

“Estamos creando personas autónomas, desde sus estudios y las terapias para que ellos puedan desarrollarse como cualquier persona en todas las capacidades. A veces se les dificulta un poco el habla por eso necesitan terapias de lenguaje casi toda su vida”, agrega la diseñadora gráfica. Su hijo es Giovanni, de 8 años. Le encanta jugar con la pelota, pintar y sobre todo nadar, por lo que Alexandra aspira, si su hijo así lo desea también, él pueda participar en las Olimpiadas Especiales cuando sea mayor.

Las madres que integran TGEN21 quieren dedicar este emprendimiento a sus niños con síndrome de Down. Foto: Cortesía

Muere Marthe Gautier, codescubridora del síndrome de Down

“Tenemos muchos sueños para nuestros niños. Nos gustaría, por ejemplo, que cuando crezca pueda vivir en departamentos con otros chicos como ellos, como una comunidad, como vemos en otros países, como en España y Estados Unidos”.

Por lo pronto, su primer paso en esta escalera de sueños ya lo han dado con TGEN21. Las cajas básicas para el Día de la madre consisten en una cajita especial que incluye una bata, un salto de cama, un splash, una crema y una mascarilla, a un valor de $25. Los pedidos se pueden realizar a través de sus redes sociales. En Instagram, @tgenveintiuno y en Facebook, tgen.empresa. (I)