Un juez llamó este lunes a juicio a diez personas naturales -entre ellas el ecuatoriano Wilder Emilio Sánchez Farfán o Wilder S. alias Gato Farfán-, y a cinco jurídicas por el delito de lavado de activos, por un monto de $ 11′566.883,15, informó la Fiscalía General del Estado (FGE).

El juez también dispuso la incautación de dos embarcaciones, además de las 53 propiedades que ya están incautadas; también que se oficie a la Interpol, a fin de que emita la difusión roja para seis de los procesados (familiares de Wilder S.) que se encuentran prófugos.

Considerado como el ‘Pablo Escobar ecuatoriano’, el narcotraficante alias Gato Farfán o Jerry fue detenido en febrero del 2023 en la ciudad de Pasto (Colombia). Posteriormente en enero de 2024 fue extraditado hacia Estados Unidos para purgar por su vinculación con carteles mexicanos.

Publicidad

La Corte para el Distrito Sur de California lo acusó formalmente el 30 de octubre de 2019 de ser el jefe de una organización que distribuye drogas desde Ecuador hacia diferentes partes del mundo.

La investigación policial lo sitúa en asociación con los carteles mexicanos de Sinaloa y Jalisco Nueva Generación, con los que Sánchez Farfán coordinaba el envío de drogas hacia Estados Unidos mediante diferentes modalidades a través de los principales puertos en Ecuador y México.

Su nombre comenzó a sonar hace una década en Ecuador, cuando la Policía realizó el Operativo Galaxia en una pista clandestina de El Empalme, en el norte de Guayas. Los narcotraficantes intentaban enviar casi media tonelada de cocaína a México.

Publicidad

Sobre su captura en febrero del año pasado, la Fiscalía de Ecuador informó que durante seis años, el Gato Farfán lavó dinero a través de bananeras y camaroneras que formaban parte de una red que lavó dinero ilícito a través de 122 bienes en Ecuador. (I)