La renuncia en dos líneas de Luis Gallegos a la Cancillería, que circuló en redes sociales, aludiendo temas personales deja dudas sobre el motivo de su salida.

Gallegos estuvo ocho meses en el cargo en remplazo de José Valencia. Es un diplomático de carrera que ha estado en el servicio exterior nacional por más de 50 años.

José Valencia dimitió en julio del 2020 a la Cancillería

Gallegos ha ocupado varias instancias diplomáticas, entre ellas como embajador del Ecuador ante la Organización de Naciones Unidas (ONU) y embajador en Estados Unidos.

En un documento, cuya autenticidad fue confirmada por Jorge Wated, secretario de Gabinete de la Presidencia de la República, él responde a un memorando fechado el 4 de marzo y dirigido a Gallegos y a otros funcionarios de la Cancillería.

Publicidad

El texto alude al inicio de procedimientos de desvinculación y cesación de funciones en relación con cartas de renuncia e inicio de los trámites para su retorno.

Wated sostuvo que el presidente Lenín Moreno, en su oportunidad, impartirá las disposiciones pertinentes, sin embargo sugirió que las actividades planificadas no se interrumpan.

A Wated se le consultó sobre si se refería a las cuotas políticas. Respondió: “Es en general”.

Para Carlos Estarellas, exsubsecretario de Relaciones Exteriores y profesor de Derecho Internacional, hubo una intromisión de Wated en las funciones de Gallegos.

Dispone sobre el canciller que los miembros del servicio exterior de cuota política, es decir, puestos por el gobierno del señor Lenín Moreno, continúen en el ejercicio del cargo al término del Gobierno (...), es una intromisión del secretario...

Carlos Estarellas, exsubsecretario de Relaciones Exteriores.

Para Estarellas, lo que estaba pidiendo Gallegos era un retorno ordenado para que el nuevo mandatario designe a los miembros del servicio exterior.

Estarellas destacó la labor desempeñada no solo por Gallegos, sino por su antecesor, José Valencia, pues afirmó que eran personas de prestancia.

Publicidad

Para el analista, durante el gobierno de Rafael Correa en la Cancillería hubo una anarquía y en el inicio de este Gobierno ocupó el cargo María Fernanda Espinosa, quien -a su criterio- no conocía de aspectos de ese ministerio.

María Fernanda Espinosa fue ministra de Relaciones Exteriores

Michel Levi, coordinador del Centro Andino de Estudios Internacionales de la Universidad Andina, considera que los funcionarios políticos deberían concluir su misión junto con el Gobierno que los designó.

Levi agregó que las gestiones administrativas para su regreso, que toman tiempo, deberían iniciarse antes de que termine el Gobierno.

Wated cuestionó en una entrevista en Televicentro los términos de la renuncia de Gallegos.

Yo creo que un presidente por dar la oportunidad, así no nos guste, lo que sea, debería por lo menos colocar un gracias, yo ahí, todavía no entiendo, no he podido hablar con él, espero hablar con él el día de hoy un poco para entender los motivos de su renuncia. Como todo funcionario que ha pasado por el Gobierno hay que tenerle siempre respeto y consideración independientemente de cualquier diferencia que haya tenido y que haya causado la salida de él...

Jorge Wated, secretario de Gabinete de la Presidencia de la República


Wated agregó que Moreno analizaba el remplazo de Gallegos

Gallegos también salió en medio de una controversia entre el presidente Lenín Moreno y su par de Argentina, Alberto Fernández.

Una declaración del presidente de Argentina causó molestia en el Gobierno de Ecuador

A poco más de dos meses de que finalice el actual Gobierno, la dimisión de Gallegos se une a las ya presentadas por Juan Sebastián Roldán, Juan Carlos Zevallos, Patricio Pazmiño.

Fueron remplazados por Wated, en la secretaría de Gabinete; Rodolfo Farfán, en el Ministerio de Salud; Gabriel Martínez, en el Ministerio de Gobierno; y a Martínez, quien era titular de Obras Públicas, lo sucedió Jorge Loor.