El presidente Guillermo Lasso anunció la noche de este lunes el incremento del Salario Básico Unificado (SBU) que regirá a partir de enero del 2022. El fin de semana en sus redes sociales dijo que se trata de “una gran sorpresa para los ecuatorianos”.

Este primer incremento, dentro de su gobierno, será de $ 25, es decir que para el 2022 regirá una remuneración básica de $ 425.

“Son 25 dólares adicionales. En un solo año, hacemos un aumento equivalente a la suma de los últimos cuatro años. Es el incremento porcentual más alto en ocho años”, indicó el mandatario, y dijo que “su gobierno cumple y no por simple obligación electoral, sino por convicción real”.

Publicidad

En la campaña para llegar a la presidencia, Lasso prometió incrementar el salario básico de $ 400 a $ 500 en los cuatro años de su administración.

Con aumento de salario básico en Ecuador suben también los costos de las multas y pensiones alimenticias

“En este gobierno del Encuentro, lo que se dice se hace. Lo que se promete, se cumple. Y lo que se ofrece, se entrega. Apenas seis meses atrás empezamos a trabajar con la ilusión de construir un gobierno que sea la casa común de todos, y donde los resultados no se hacen esperar”, expresó el mandatario al inicio de su intervención.

Lasso subrayó que este incremento salarial busca mejorar los ingresos de los ecuatorianos y que la reactivación económica debe empezar por las familias más necesitadas y los trabajadores que ayudan a crecer al país y que la riqueza debe llegar primero a los trabajadores.

Publicidad

¿Desde qué fecha se dará el alza de salario anunciado por mandatario Guillermo Lasso?

“Ustedes saben bien que este presidente, como ninguno otro antes, entiende que el empleo se crea con emprendimiento e innovación”, apuntó, y destacó que nadie antes ha generado en la historia del Ecuador mayor confianza en los emprendedores para invertir y crear oportunidades.

El mandatario agregó que es una firme convicción para él que la reactivación deba sentirse primero en los hogares más humildes del Ecuador.

Publicidad

“Debe sentirse... en sus platos de comida, en las compras en la despensa, en las facturas de los servicios, y en cada bolsillo de cada trabajador ecuatoriano”, manifestó.

Lasso enfatizó que “la reactivación no es un mero porcentaje o indicador económico” y que debe tener rostro humano, el de las familias más necesitadas.

“Los datos positivos que ya refleja nuestra economía no sirven de nada si no van a cumplir el primer objetivo de toda sociedad: cubrir las necesidades de los más pobres”, sostuvo.

El pasado 30 de noviembre, el Consejo Nacional de Trabajo y Salarios no logró ponerse de acuerdo sobre la posible alza del salario para el 2022. En esa reunión se anunció que el monto se fijará el próximo 22 de diciembre. Los trabajadores pedían un incremento de $ 25 y los empleadores que sea de $ 2,66, con base en estimaciones macroeconómicas.

Publicidad

Antes del anuncio, ya había mucha expectativa. Édgar Sarango, representante de los trabajadores en el Consejo Nacional de Trabajo y Salarios, dijo que sí es viable un alza del $ 25, que siempre se están presentando escenarios derrotistas, pero que los trabajadores no son los responsables de ello. Y que el aumento generará mayor consumo, mayor productividad y, por ende, recuperación económica.

Entre tanto, Rodrigo Gómez de la Torre, representante de los empleadores, ratificó en la mañana que no existe acuerdo entre trabajadores y empleadores y se limitó a decir que, “al parecer, el presidente ha tomado una decisión”. Para él, un alza de $ 25 no sería viable para miles de empresas pequeñas, que “recién están levantando cabeza” por la pandemia del COVID-19.

El tema salarial es uno de los que el régimen quiere sumar a su lista de promesas cumplidas.

Durante el anuncio de este lunes, Lasso recordó varias promesas que considera ya se han cumplido o se están cumpliendo, como la vacunación contra el COVID-19, sacar a millones de ecuatorianos de la central de riesgos, el fortalecimiento de la lucha contra la violencia de género y el cuidado ambiental a través de recientes pactos.

Sobre la vacunación, Lasso destacó que Ecuador ha alcanzado una de las tasas de inmunización más altas de todo el mundo, que rebasa el 72 % de vacunados con dosis completas.

En cuanto a empleo, afirmó que solo en los primeros cuatro meses de su gestión fueron creados 275.000 nuevos puestos de trabajo.

Además, se refirió a que con la reforma tributaria aprobada en días pasados han logrado reducir impuestos al 97 % de ecuatorianos y resaltó que las tasas de interés también ya están bajando.

Este lunes, la Junta Monetaria y Financiera y el Banco Central dieron a conocer que ocho de trece segmentos crediticios tendrán reducción de sus tasas de interés desde enero.

“La familia ecuatoriana ya empieza a sentir mejoras económicas en sus facturas de telefonía, compras de pañales, toallas sanitarias, mascarillas, gel, alcohol desinfectante, entre muchos otros”.

Para finalizar su intervención, Lasso expresó que en el 2021, su administración ha sentado las bases y que en el 2022 esperan construir sobre ellas “un Ecuador de oportunidades para todos”.

Se refirió también a las festividades de Navidad y Fin de Año, las que dijo que servirán de encuentro para las familias y pidió a los ecuatorianos seguir vacunándose y celebrar con “la prudencia necesaria y cumpliendo las indicaciones de las autoridades ante la posible llegada de nuevas variantes del COVID-19″.

“Disfruten sus fiestas. Y cuenten con la tranquilidad de que el próximo año juntos seguiremos cumpliendo”, finalizó el mandatario. (I)