La Fiscalía 265 de Bogotá fijó para la tarde de este miércoles, 9 de febrero de 2022, una audiencia de conciliación entre el asambleísta ecuatoriano Fernando Villavicencio y el exaccionista de Fondo Global de Construcción (Foglocons) Luis Sánchez Yánez.

Esta diligencia se deriva de una demanda por supuestas injurias que Sánchez Yánez planteó en contra del legislador en noviembre del año pasado. Por su parte, Villavicencio afirmó que no ha sido notificado con esa denuncia ni con el llamado a la conciliación. “Yo vivo en Ecuador y es aquí donde me pueden plantear cualquier acción legal. Además tengo fuero y tengo inmunidad parlamentaria”, aseveró.

Foglocons fue una empresa ecuatoriana investigada por supuesto lavado de activos relacionado con exportaciones ficticias a Venezuela a través del sistema Sucre. El proceso no prosperó, pues una jueza sobreseyó a todos los involucrados en 2016, entre ellos Sánchez Yánez. Sin embargo, la Fiscalía abrió una nueva investigación por posible peculado, a finales del año pasado, pues se descubrió que se habrían tomado las reservas de libre disponibilidad del Banco Central del Ecuador para facilitar las operaciones de Foglocons y otras empresas. Entre los involucrados está el expresidente Rafael Correa.

El caso de Foglocons ganó relevancia con la captura en 2020 de Álex Saab Morán, supuesto testaferro del presidente venezolano, Nicolás Maduro. La justicia de Estados Unidos está procesando por posible lavado de activos a Saab y a su socio Álvaro Pulido Vargas, quien se encuentra prófugo. Este último participó en la constitución de Foglocons junto con Sánchez Yánez, en 2012.

Publicidad

Sobre esto, Sánchez Yánez señaló que fue empleado de Foglocons en Venezuela y que su jefe, Álvaro Pulido, le pidió que fuera accionista de la compañía en Ecuador, pues el abogado que debía aparecer en los documentos se había enfermado.

Luis Eduardo Sánchez Yánez acudió de manera virtual a la Comisión de Fiscalización de la Asamblea Nacional dentro de la investigación sobre el sistema Sucre. Foto: El Universo

Sánchez Yánez manifestó que su demanda se debe a tres afirmaciones públicas de Villavicencio, en las cuales lo acusó de haber sido investigado por narcotráfico, de pertenecer a una banda internacional de lavado de activos y de ser socio de Álvaro Pulido.

“Jamás ha habido de él (Villavicencio) un pedido de disculpas (...); por el contrario, ha habido un ‘arreciamiento’ de su linchamiento mediático a través de muchos periodistas, de muchos medios de comunicación tanto ecuatorianos como internacionales”, manifestó Sánchez Yánez.

Frente a esto, el demandante busca que el asambleísta se retracte de sus afirmaciones y que le indemnice por el daño económico, cuyo valor aún está siendo analizado.

Publicidad

La Fiscalía colombiana envió un correo a las partes para realizar la audiencia de conciliación por vía telemática. Entre los destinatarios aparece la dirección institucional que la Asamblea Nacional le otorgó a Villavicencio. Él afirma que no ha recibido ninguna comunicación y que las notificaciones se deben realizar a través de la Cancillería ecuatoriana. “¡¿Qué es eso de notificar por correo?!”, cuestionó.

Y agregó: “Quienes tienen que responder ante la justicia de Ecuador y de Estados Unidos son los accionistas y exaccionistas de Foglocons, entre ellos, Luis Sánchez Yánez”. Para él, la demanda de este es un ataque de los pájaros contra las escopetas. (I)