El asambleísta Fernando Villavicencio desistirá de su intención de renunciar a la presidencia de la Comisión de Fiscalización porque “miles de personas en redes sociales, asambleístas, periodistas, organizaciones sociales y el presidente de la República, Guillermo Lasso, reconocen mi trabajo y ven con preocupación que la Comisión pueda ser coptada por el correísmo”.

Aseguró que a la gente le preocupa que el correísmo tome el control de la comisión y que “sean ellos quienes dirijan a su gusto los juicios políticos que se vienen, y en particular el posible juicio político en contra de Presidente de la República”.

El pasado 28 de septiembre, Villavicencio, anunció que renunciará a la presidencia de la mesa debido a que perdió el respaldo del Gobierno en la aprobación del informe sobre la investigación a la hidroeléctrica Coca Codo Sinclair, donde dos de sus delegados se abstuvieron.

Publicidad

Fernando Villavicencio renuncia a la presidencia de la Comisión de Fiscalización de la Asamblea Nacional

Reveló que existen investigaciones que desde la comisión se lleva adelante y que son el centro del problema, y uno ellos, es el relativo a los vínculos entre Leandro Norero y Xavier Jordan, donde incluso el asambleísta Roberto Cuero (UNES), ha aportado con información.

Otro de los casos en investigación es el schlumberger y la entrega de los pozos petroleros Auca, Shushufindi y Libertador, dijo Villavicencio, donde existen videos del ex vicepresidente Jorge Glas, que advierten de la ausencia de documentos de respaldo para establecimiento de tarifas y curva base. Se está hablando de cifras altas que habría perdido el país, subrayó.

Pedidos

Fernando Villavicencio afirmó que recibió propuestas y planteamientos de varios legisladores de Pachakutik, Izquierda Democrática y formalmente una solicitud de la Bancada Acuerdo Nacional (BAN) y del Gobierno de Guillermo Lasso, de que reconsidere su decisión, “lo que haya que cambiar, hay que cambiar y que ellos garantizan absoluta independencia en el trabajo de investigación”.

“El presidente de la República, Guillermo Lasso, me llamó a decirme que tengo el respaldo y que revea mi decisión”, reveló el asambleísta Villavicencio, quien comentó que esa decisión será tomada este viernes 7 de octubre y previamente tendrá una reunión con los sectores de Gobierno y otros bloques legislativos.

Publicidad

El legislador nacional manifestó que su decisión de renunciar está tomada, pero que solo podría revisarla sobre la base de un acuerdo político entre varias bancadas, y que para ello, tendrá reuniones previas con Pachakakutik, BAN y el Gobierno, pues insistió que llegó a presidir la Comisión de Fiscalización por un pedido del presidente, Guillermo Lasso.

Fernando Villavicencio: Yo no necesito de la Comisión de Fiscalización para hacer mi trabajo de investigación

Dijo que muchos pueden decir que anunció su renuncia con “piola”, pero que solo sobre la base de un acuerdo político público que garantice que el Gobierno cumpla con las recomendaciones del informe Coca Codo Sinclair, y que se garantice el manejo independiente de los casos de investigación, lo llevará a desistir.

Respecto al caso Coca Codo Sinclair y el argumento de la delegada del BAN, ante la comisión, Ana Belén Cordero, de que el Gobierno no recibirá Coca Codo Sinclair, mientras no se resuelva el arbitraje pendiente demando por Transelectric a la contratista Sinohydro, Villavicencio dijo que recién se conformó el tribunal de arbitraje en Chile y que la primera audiencia de las partes está convocada para el 2024.

Villavicencio insistió que el arbitraje es completamente independiente a cualquier acción judicial que pueda establecer el Estado ecuatoriano, los órganos de control y entre ellos, la Asamblea Nacional; es decir, que el arbitraje es una tercera fase de los procesos que se evacuan entre las dos partes.

Publicidad

Advirtió que a nivel de la Comisión se podría reconsiderar la votación sobre el informe Coca Codo Sinclair, y enmendar.

Frente a la posibilidad de que Villavicencio sea destituido como presidente de la mesa de fiscalización, señaló que los correístas necesitan seis votos, un informe motivado y luego una decisión en el pleno.

Nathalie Arias, asambleísta de la Bancada Acuerdo Nacional (BAN), reveló que el asambleísta Fernando Villavicencio, ya revisó su decisión tras unos diálogos alrededor del informe Coca Codo Sinclair, donde se ha aclaró que Celec, no recibirá la totalidad de la obra hasta que se subsanen todas las observaciones realizadas en la etapa de fiscalización.

El informe de la Comisión de Fiscalización sobre Coca Codo Sinclair, podría haberse aprobado en ese momento, afirmó Arias, si se hubiese acogido las observaciones. Volver a revisar la votación sobre esta investigación quedará a criterio de los miembros de la comisión, aclaró.

Publicidad

Indicó que la Bancada Acuerdo Nacional manifiesta su apoyo a Fernando Villavicencio como presidente de la Comisión Fiscalización, que si bien es cierto ha existido muchas diferencias y que continuarán habiendo, pero hay que reconocer el trabajo desarrollado. Que su salida de la comisión no solo sería penoso, sino un retroceso.

La legisladora Yeseña Guamaní de la Izquierda Democrática dijo que personalmente considera que no debe abandonar la presidencia de la mesa de Fiscalización porque es evidente que se viene realizado un buen trabajo en esa comisión, por lo que no debería renunciar, reconsiderar su decisión y mantenerse en la presidencia. (I)