Glosas civiles que alcanzaron los $ 93′600.305, confirmó la Contraloría General del Estado en la edificación del proyecto hidroeléctrico Toachi-Pilatón, que estaba a cargo de la empresa pública Corporación Eléctrica del Ecuador (Celec-EP).

Serían tres funcionarios (cuyos nombres se mantienen en reserva) los sancionados por la administración que hicieron del contrato con la empresa china International Water&Electric Corp, que se derivaron de un examen especial que se realizó en el 2020, a la ejecución de contratos suscritos entre febrero del 2015 y diciembre del 2019, para obras civiles, obras electro e hidromecánicas y fiscalización.

Contraloría recuperó $ 6,7 millones de glosas determinadas aplicando la coactiva

Los montos que se examinaron en el periodo que se realizó la auditoría fueron de $ 252′316.564, en los que se analizaron los contratos con la Compañía International Water&Electric Corp, la Sociedad Anónima Abierta Inter Rao UES y CPT Consultor Pilatón Toachi, al proyecto Toachi-Pilatón de 354 MW.

Las glosas confirmadas ascienden a $ 29′843.051 por incumplimiento de los plazos contractuales y $ 63′757.254 por defectos constructivos, que impidieron que la hidroeléctrica opere en la zona de aprovechamiento Toachi-Alluriquín.

Publicidad

A empresa china CWE se le cobró impuestos evadidos

El informe expone que la contratista no justificó la demora de 970 días en la entrega de cinco hitos del proyecto, pese a ello, la Celec no dispuso la ejecución de la sanción por $ 29′843.051 por el incumplimiento de los cronogramas valorados de la obra, expuso la Contraloría en un comunicado oficial divulgado este 21 de enero.

La auditoría detectó que en la obra hubo “roturas, filtraciones y desprendimientos de hormigón de revestimiento y de la bóveda en el túnel de carga Toachi Alluriquín, que ponen en riesgo la integridad de la infraestructura cuyo costo ascendió a $ 63′757.254″.

Las consecuencias de estas fallas no permitieron el inicio de las operaciones en ese tramo del río, porque no se usaron diseños y metodologías de construcción observando las condiciones geológicas de la zona.

Glosas en el 2021 sobrepasaron más de $ 2.000 millones, según Contraloría

“La situación ha imposibilitado que la Celec reciba el proyecto definitivamente y que, hasta la fecha de corte de la acción de control (31 de diciembre de 2019), la hidroeléctrica entre en funcionamiento”, se detalló.

Publicidad

Otros hallazgos recogidos en la auditoría señalan que hay defectos constructivos en las pantallas de impermeabilización para la zona de captación Pilatón y la presa Toachi; la contratista no revisó los diseños del revestimiento ni mejoró la metodología de construcción.

Por estas obras, la Celec habría pagado $ 2′819.818 y desembolsó otros $ 64.866 en una consultoría para el diagnóstico del estado de la captación. “Las falencias podrían disminuir la vida útil de las estructuras, causar socavones y asentamientos diferenciados”, informó el organismo de control. (I)