Este fin de semana, la Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (Conaie) elige nuevo presidente de entre cinco candidatos y define su posición frente a las acciones y políticas del Gobierno de Guillermo Lasso, en el VII Congreso, que se desarrollará en Salasaca, Tungurahua.

En esta ocasión, la Confederación elige entre dos mujeres y tres hombres a su nuevo líder, y entre candidatos de diferentes tendencias y lugares del país.

Leonidas Iza, presidente del Movimiento Indígena y Campesino de Cotopaxi (MICC), quien fue uno de los que lideró las movilizaciones de octubre del 2019 contra el incremento del precio de los combustibles; Marco Guatemal, de las comunidades indígenas de la Sierra norte; Javier Aguavil, presidente de la Confederación de Nacionalidades Indígenas de la Costa (Conaice).

Pachakutik niega alianza con el Gobierno y pide congelar el precio de los combustibles

Además, María Vicenta Andrade, del pueblo Saraguro, y Matilde Tenesaca, por la Confederación del Movimiento Indígena de Chimborazo (Comich), forman parte de la lista de cinco candidatos a la presidencia de la Confederación.

Publicidad

Esta organización indígena, catalogada como una de las más grandes del país, con presencia en Sierra, Costa y Amazonía, también tiene previsto definir la posición frente a las políticas del Gobierno.

En el primer mes de mandato de Guillermo Lasso, el presidente ha acudido a varias comunidades indígenas para recibir el bastón de mando y exponer las líneas generales del régimen hacia los pueblos y nacionalidades indígenas.

El primer punto es la creación de la Secretaría de Gestión y Desarrollo de Pueblos y Nacionalidades, que está dirigida por el exasambleísta por Creando Oportunidades (CREO) Luis Pachala; el segundo es el respeto a la diversidad y la inclusión; el tercero es el respeto a la cultura indígena en torno a las prácticas educativas y de salud; y el cuarto es la creación de créditos agrícolas para la reactivación del campo.

Guillermo Lasso dialogará con Pachakutik y otras organizaciones indígenas a su regreso de Estados Unidos

Varios integrantes de la Conaie y de su brazo político, Pachakutik, ya han expuesto algunos desacuerdos con el nuevo Gobierno en temas como la concesión de telefónica, hidroeléctricas y refinerías; también han cuestionado la creación de la Secretaría, y hasta ahora no se ha realizado una reunión, pese a la apertura del régimen con otros sectores, como transportistas y rectores de universidades.

El 22 de junio pasado, la dirigencia de Pachakutik negó una alianza con el Gobierno de Lasso, pidió congelar el precio de los combustibles y una reunión pública y ampliada con asambleístas, autoridades seccionales y organizaciones sociales, para plantear sus necesidades y requerimientos.

Además, los dirigentes sostienen que se mantendrán vigilantes del desarrollo de las actividades extractivistas y posible afectación a los pueblos originarios, y criticaron acciones como el retorno del Ecuador al Centro Internacional de Arreglo de Diferencias (CIADI).

Pachakutik, ahora con 25 asambleístas (perdió uno que se fue a la bancada por Acuerdo Nacional), recibió una respuesta casi inmediata del Gobierno. En un comunicado de la Secretaría General de Comunicación de la Presidencia, se informó que Lasso convocará a una reunión a Pachakutik y otras organizaciones políticas indígenas para tratar temas de “alto interés nacional”, a su retorno de Estados Unidos (EE. UU.), donde se somete a una operación quirúrgica para mejorar su movilidad. (I)