La Alta Comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, expresó este jueves su consternación por el número de niños palestinos muertos en los últimos días y pidió que los responsables rindan cuentas.

En la última semana, 19 niños palestinos murieron, lo que eleva a 37 el número de menores muertos en lo que va del año, según cifras de este organismo de la ONU. Diecisiete murieron durante las hostilidades en Gaza del 5 al 7 de agosto, y otros dos murieron el 9 de agosto durante operaciones policiales israelíes en Cisjordania.

“El elevado número de niños muertos o heridos este año es inaceptable”, dijo Bachelet en un comunicado.

El ejército israelí lanzó el 5 de agosto una operación calificada de “preventiva” contra la Yihad Islámica en la Franja de Gaza, en la que murieron sus principales jefes militares en ese enclave palestino, junto con varios combatientes del grupo.

Publicidad

La oficina de Bachelet pudo comprobar que entre los 48 palestinos muertos había al menos 22 civiles, entre ellos 17 niños y cuatro mujeres.

De los 360 palestinos que resultaron heridos, casi dos tercios eran civiles, entre ellos 151 niños, 58 mujeres y 19 ancianos.

El ejército israelí afirma que palestinos, incluidos niños, murieron a causa de cohetes lanzados por la Yihad Islámica hacia Israel pero que cayeron por error en el enclave.

Según la Alta Comisionada, varios ataques israelíes alcanzaron propiedades que eran claramente civiles.

Publicidad

“Hay que poner fin a estos ataques”, urgió Bachelet.

También acusó a los grupos armados palestinos de haber lanzado discriminadamente cientos de cohetes, causando víctimas civiles y daños a la propiedad civil en Israel y Gaza.

La Alta Comisionada pidió que se investigaran de forma rápida, independiente, imparcial, exhaustiva y transparente todos los incidentes en los que hubo muertos o heridos. (I)