Durante el juego entre las selecciones de Ecuador y Brasil, que se realizó la tarde del jueves en el estadio Rodrigo Paz, no se respetaron medidas de bioseguridad. Así lo informó el alcalde de Quito, Santiago Guarderas, a través de un mensaje en redes sociales que difundió con tres imágenes que muestran una importante concentración de aficionados en el centro deportivo, ubicado al norte de la urbe.

El Comité de Operaciones de Emergencia (COE) autorizó que el partido por las eliminatorias a Catar 2022 se desarrolle con el 50 % de aforo. Esta decisión se tomó por pedido del presidente Guillermo Lasso, ya que inicialmente el COE prohibió la presencia de público.

Guarderas señaló que se llevó a cabo un operativo de control en el Rodrigo Paz y, con base en un informe del Cuerpo de Bomberos, “se constató el incumplimiento de medidas de bioseguridad”.

Frente a esta situación, el alcalde anunció que la Agencia Metropolitana de Control (AMC) “iniciará el proceso sancionador”.

Publicidad

La numerosa presencia de aficionados causó sorpresa e indignación en usuarios de redes sociales, quienes compartían imágenes y videos, cuestionando a las autoridades por el aparente exceso de aforo permitido. (I)

(Noticia en desarrollo)