Tulcán

Moradores de las comunidades de San Vicente de Pusir y Piquiucho, en Carchi, en el límite con Imbabura, se tomaron la Panamericana E 35 colocando camiones para obstruir el tránsito de vehículos entre ambas provincias del norte del país.

Los pobladores se ubicaron pasadas las 10:30 de este lunes en las cercanías del ingreso a San Vicente de Pusir, a 200 metros del viaducto biprovincial de El Juncal.

Los dirigentes y pobladores piden la presencia de autoridades de la Prefectura de Carchi para demandar el cumplimiento de obras y un puente que es financiado con recursos del Ministerio de Transporte y Obras Públicas (MTOP), municipios y gobiernos provinciales de ambas jurisdicciones.

Leonel Villarreal, vocero del Gobierno Provincial del Carchi, informó que una comisión se trasladó al lugar para informar sobre las inquietudes existentes y anunció que el ducto ya fue adjudicado a la constructora del profesional Manuel Delgado, aunque aclaró que los procesos de contratación requieren de un determinado tiempo.

Personal de la Policía Nacional informó que la vía Panamericana E 35, a la altura de Piquiucho, cerca del acceso hacia San Vicente de Pusir, se encuentra cerrada en los dos sentidos, detalló el ECU911.

Existe malestar en más de 200 conductores que están atrapados en la carretera, en territorio carchense, a la espera de que sea rehabilitada la movilidad para dirigirse a Ibarra, Otavalo, Cayambe y Quito. En la Y de Bolívar, personal policial desvía a los automotores para que continúen hacia el interior del país por la variante Bolívar-El Ángel-Mira-Mascarilla.

El MTOP informó que realizan los trabajos de limpieza de escombros que dejó en las últimas horas un deslizamiento de una ladera cerca al puente de El Juncal, a pocos metros de la protesta. Además se indició sobre el cumplimiento con la entrega de $ 800.000 para la ejecución del puente interprovincial, que provoca el bloqueo. (I)