Como un triunfo histórico fue recibida la sentencia escrita que dispone eliminar 443 mecheros de la Amazonía ecuatoriana, de los cuales 210 están en la provincia de Sucumbíos. La sentencia, que responde favorablemente a la demanda presentada por nueve niñas de la Amazonía, fue al fin notificada por la Corte Provincial de Sucumbíos, este 29 de julio, luego de seis meses de espera (lo normal es una semana), tras el anuncio verbal que ya se dio el 26 de enero pasado.

La sentencia establece que los mecheros (que contaminan y ventean gas) sí vulneran los derechos ambientales y de salud de las niñas y de la población en general. En cuanto a las medidas de reparación, dice que el Estado debe eliminar los mecheros en dos tiempos, dependiendo de la cercanía de los mismos a centros poblados: los más cercanos deben ser eliminados en 18 meses, pero los más alejados podrían seguir existiendo hasta el 2030.

Además indica que el Ministerio de Energía ya no podrá seguir expidiendo permisos a las empresas para nuevos mecheros, a menos que tuvieran una tecnología que impida la contaminación. También dice que se deberá analizar por parte del Ministerio de Salud la posibilidad de construir un hospital oncológico en Sucumbíos.

La noticia de la notificación la recibió Donald Moncayo, miembro de la Unión de Afectados por Chevron Texaco (UDAPT), cuando estaba trabajando en el campo. Él es padre de Leonela Moncayo, una de las niñas demandantes. Donald asegura que era muy importante recibir la sentencia escrita para poder llegar a que esta se ejecutoríe efectivamente. Asegura que su hija está contenta con la notificación, pero también un tanto inconforme, porque sabe que no se cumplirán las medidas de manera inmediata.

Publicidad

Ella quisiera, por ejemplo, que ya todos los mecheros se eliminen en corto plazo y que se inicie la construcción del hospital oncológico, dice. Es que para las niñas demandantes es muy importante conseguir el tema de salud, pues sus padres, madres y otros parientes se han visto afectados de cáncer, aparentemente por vivir en esos sectores contaminados.

Donald Moncayo recuerda que durante el juicio el Ministerio de Salud aseguró a las autoridades de justicia que solo se habían encontrado cinco casos de enfermos de cáncer en la zona, pero la Clínica Ambiental de la UDAPT logró demostrar que son más de 312 casos.

Al momento las demandantes y sus abogados deben analizan cuál será el siguiente paso a seguir, a fin de que dicha sentencia se cumpla a cabalidad. Hasta ahora habría dos vías.

La primera es pedir una aclaración y ampliación de dicha sentencia. Pablo Fajardo, abogado de la causa, explicó que la sentencia ratifica que los mecheros estaban vulnerando derechos y por tanto se puede considerar un triunfo histórico. Sin embargo, en cuanto a las medidas de reparación, considera que son inadecuadas porque en algunas se permite que continúe dicha vulneración de derechos. “Es inadmisible que se permita la existencia de cierto número de mecheros hasta el 2030”.

Además considera que no se ha tomado en cuenta a la población para que participe con una veeduría y en discusiones sobre los caminos a cumplir, sobre las medidas de reparación. Tampoco se establece cuáles son los mecheros que deben ser eliminados en 18 meses y cuáles pueden permanecer hasta el 2030.

El problema en este caso, asegura Julio Prieto, también abogado de la causa, es que la sentencia no se ejecutoriaría de manera inmediata hasta resolver dichos pedidos. Normalmente se debería despachar el tema en diez días. Sin embargo, temen con base en la mala experiencia vivida por la demora en la emisión de la sentencia escrita que la justicia demore muchos meses más y esto impida que corran los plazos.

El segundo camino sería aceptar que se ejecutoríe la sentencia tal como está y vigilar que se lo haga efectivamente. También se podría presentar una acción extraordinaria de protección que exija la reparación inmediata y no que se deje a los mecheros vigentes hasta el 2030. Tienen hasta el próximo martes para establecer su posición.

Sobre el tema, el Ministerio de Energía y Recursos Naturales no Renovables informó que efectivamente recibieron la notificación de la sentencia, la cual está siendo analizada por el departamento jurídico, por lo que se dará una postura en los próximos días. (I)