El campo Ishpingo, parte del bloque 43 del ITT, empezará a producir crudo desde mayo de este año, informó Ítalo Cedeño, gerente de Petroecuador. El ITT está ubicado en la zona del Parque Nacional Yasuní, una de las zonas más biodiversas del mundo. Explicó, sin embargo, que al Yasuní se lo va a respetar, y se va a utilizar la mejor tecnología para aprovechar el enorme potencial del Ishpingo que es mayor que el de Tiputini y Tambococha juntos.

Cedeño explicó que el plan es empezar a explotar el crudo en las dos plataformas A y B y en las cuales se tiene previsto que se perforen 20 pozos. Comentó que la operación de este campo estará a cargo de Petroecuador, pero hasta fin de mes se recibirán las ofertas de las empresas que licitarán para realizar los trabajos de perforación. Adicionalmente comentó que las plataformas A y B están por fuera de la zona de amortiguamiento, mientras que las otras cinco que se deben establecer ya estarían en dicha área.

En cada una de ellas también se tiene previsto perforar 20 pozos. Para Cedeño, el que estas plataformas estén en el cinturón de amortiguamiento no impide que se pueda realizar la explotación, siempre y cuando se logren los permisos respectivos. Ratificó que no se afectará a la zona intangible donde están grupos humanos no contactados. Este campo podría llegar a obtener unos 45.000 barriles diarios.

El Gobierno ha indicado que su meta es incrementar la producción petrolera a un millón de barriles diarios al término del mandato. Sin embargo, el presidente Lasso ha ido moderando la cifra y ha dicho que esta se conseguiría a mediano plazo. En todo caso, el gerente Cedeño habló hoy de que sí se podrá llegar a la cifra, pero tomando en cuenta la producción de gas local, que están empeñados en promover.