Ecuador llegó a un acuerdo con la empresa Sinopec por el cual deberá pagar $ 64 millones por una demanda arbitral generada por pagos incumplidos, entre 2016 y 2017, en el gobierno de Rafael Correa. El acuerdo consiste en que Ecuador deberá pagar $ 34,98 millones en once cuotas, y habrá nuevas reuniones para definir cómo se hará el resto del pago.

De acuerdo con el Centro Iberoamericano de Arbitraje (Ciar Global), la compañía estatal china Sinopec Oilfield Service Corporation informó a través de un comunicado de prensa sobre el acuerdo al que ha llegado con la estatal ecuatoriana Petroecuador, en relación con el arbitraje comercial internacional con su subsidiaria Banya Duri Company por pagos no realizados, relacionados con tres yacimientos de petróleo adjudicados en 2016.

El conflicto se originó en el régimen de Rafael Correa entre la empresa Petroamazonas -ahora fusionada con Petroecuador- y la subsidiaria de Sinopec por disputas sobre pagos por el aumento de la producción de petróleo, en los proyectos de servicios integrales para los yacimientos petrolíferos de Indillana, Yanaquincha y Limoncocha.

Publicidad

En 2019 el consorcio presentó el arbitraje por impagos por parte de Petroecuador bajo reglas de la Comisión de Naciones Unidas para el Derecho Mercantil Internacional (CNUDMI o Uncitral). El tribunal emitió su laudo en febrero de 2022 y condenó a Ecuador al pago de aproximadamente $ 64 millones estadounidenses en concepto de indemnización más intereses.

En agosto de 2022 la Procuraduría General del Estado de Ecuador presentó el recurso de anulación del laudo del caso Pañaturi ante la Corte de Apelaciones de Santiago de Chile. Y en mayo de 2023 el tribunal chileno emitió la sentencia de primera instancia desestimando dicha solicitud.

Así, en un último hito del arbitraje, este 7 de diciembre de 2023, Sinopec informó del acuerdo de conciliación entre Banya Duri Company y Petroecuador, celebrado en Quito, en relación con el pago de parte del laudo. En virtud de dicho acuerdo, Petroecuador pagará parte del laudo en once cuotas mensuales a partir de diciembre de 2023, por un total aproximado de $ 34,98 millones. Las partes establecerán reuniones de trabajo coordinadas para determinar los planes de pago correspondientes en relación con el resto del laudo.

Publicidad

En septiembre del 2022 se había conocido que Petroamazonas fue condenada al pago de $ 21,2 millones por incumplimiento del contrato del campo Indillana, $ 21,9 millones por incumplimiento del contrato del campo Limoncocha y $ 16,2 millones por incumplimiento del contrato del campo Yanaquincha este. En ese momento, el total de los pagos suman casi $ 59,5 millones.

El arbitraje empezó en el 2019 con la demanda de la empresa Servicios Integrados Pañaturi S. A. (I)