Setenta y siete profesionales de la salud recibieron sus nombramientos definitivos en cumplimiento de la Ley Humanitaria. Sesenta y tres de ellos trabajan en la primera línea de lucha contra la pandemia de COVID-19, en los dispensarios del Seguro Social Campesino (SSC) a nivel nacional, y catorce profesionales en el Hospital Básico de Ancón, en Santa Elena.

Jorge Wated, presidente del Consejo Directivo del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS), durante el evento efectuado el viernes 5, dijo que espera entregar 10.000 nombramientos más y que esta acción era el mejor legado y reconocimiento que podrían dejar como autoridades y como Gobierno a los profesionales de la salud, que han librado esta batalla contra este enemigo que no se puede ver, ni sentir, refirió.

El funcionario ponderó la labor que realizan los profesionales que prestan su contingente en primera línea. “El trabajo que han hecho los médicos es muy difícil de olvidar, es casi como agradecer a un padre o una madre. No va a haber tiempo, ni forma, ni espacio que permita al país devolver a los médicos lo que han hecho y dieron por ayudar al prójimo”, mencionó.

Raúl Balarezo, médico general del dispensario Río Verde, en representación de quienes recibieron su nombramiento, dijo: “Esta pandemia ha sido la oportunidad para que todos los médicos, con todas nuestras capacidades brindemos atención a la ciudadanía. Nuestro deber es servir, somos funcionarios públicos que trabajamos para dar la mejor atención posible”.

El presidente del Consejo Directivo del IESS anunció que en los próximos días se abrirá el proceso de vacunación a todos los médicos de los hospitales del IESS, incluyendo a los que laboran en el Seguro Social Campesino y al personal administrativo. (I)