Diana Atamaint, presidenta del Consejo Nacional Electoral (CNE), sabe que en la Asamblea buscan llamarla a un juicio político por los retrasos en la entrega de resultados en Los Ríos y del Consejo de Participación Ciudadana y Control Social (CPCCS). Ella responde que le ‘cercenaron 40 días’ con las reformas legales para elegir al CPCCS.

¿Qué complicó la entrega de resultados totales?

A pesar de no haber cumplido con el 14 de mayo como manda la ley, hay que tener una lectura, no política, sino técnica. Me tocó organizar en tres meses el proceso. En el segundo evento que ha afectado en Los Ríos y en el CPCCS, hay que hacer un balance en lo que significa garantizar derechos políticos versus el tiempo reducido que nos da la Constitución. ¿Qué pesa más? Cumplir con un calendario electoral o con el derecho que tienen las organizaciones. Debería ser obligatorio que no se pueda convocar más allá de febrero. Esta vez se hicieron el 24 de marzo. Son casi 40 días que nos cercenaron, y fue a raíz de la consulta del 2018, que debían publicar las reformas legales (para CPCCS). Lo que nos está pasando factura es haber corrido 40 días.

Publicidad

Para el CPCCS, ¿por qué se demoraron, solo había el recurso de un candidato?

Es una elección nacional y correspondía la instalación de la audiencia nacional de escrutinio. Se atendieron los pedidos y los resolvimos, pero Juan Javier Dávalos se fue al TCE. Y otros tres candidatos pidieron nulidad de elecciones.

Abren expediente el 22 de marzo a seis candidatos, y se conocen los resultados el 17 de mayo, casi 50 días, y después de que debían estar posesionados los nuevos consejeros.

Publicidad

Se abrieron expedientes para mirar si habían incumplido (con no hacer proselitismo político). En los últimos 15 días se presentaron contra Rosa Chalá. Y no es que hubo 50 días de retraso. El mismo día antes de proclamar resultados dijimos que no hubo tal infracción, pero si hubiéramos tomado la decisión de archivar, y el TCE nos revierte, quedaban descalificados. (...) La acreditación se retrasó porque los recursos se siguen ampliando.

Esto podría llevarla a la Asamblea.

Publicidad

Sí. Y será importante explicar a la Asamblea para que en otros procesos electorales se prevean estos tiempos. Solo cuando uno está adentro se da cuenta que faltará tiempo.

¿La transición los afectó?

En tres meses de transitorios no se firmó un solo contrato y (...) nunca Gustavo Vega (expresidente transitorio) firmó un solo centavo que comprometiera recursos para elecciones. Me tocó empezar de cero. Poniéndome en riesgo que, sin estar de presidenta, ya se habían elaborado términos de referencia para ciertas contrataciones. Esos tres meses también nos pasaron factura.

Si es llamada a la Asamblea, ¿siente que el pleno la va a respaldar?

Publicidad

Los consejeros irán porque somos un cuerpo colegiado. Hay decisiones administrativas que las asumo sola (...). Si por criterios políticos me tengo que ir a la casa, me iré satisfecha. Mi satisfacción será salir limpia, no acusada por corrupción ni por malversación de fondos. (I)