El Ministerio del Ambiente del Ecuador (MAE) informó, en un comunicado, que a través de la Jefatura del Parque Nacional Yasuní, realiza una investigación social para recopilar información socioeconómica de 80 comunidades kichwas, waorani y mestizas, que habitan en el área protegida y su zona de influencia con el objetivo de obtener datos actualizados de las condiciones de vida de sus pobladores para trabajar en proyectos sustentables alineados con la conservación de su entorno natural.

Guillermo Imbaquingo, sociólogo del parque, manifestó que “una vez levantada esta información en todas las comunidades se generará una base de datos que permitirán realizar un diagnóstico social del área protegida, que facilitará el apoyo del Gobierno Nacional para la ejecución de proyectos sostenibles para la población del Parque Nacional”.

En las fichas de información comunitarias se registran datos demográficos, de ocupación, salud, educación, situación legal de la comunidad, medios de transporte, turismo, infraestructura, servicios básicos, apoyo institucional externo, festividades y percepción subjetiva de sus pobladores.

La sistematización de estos datos beneficiaraía la conservación natural y cultural de los territorios ancestrales del Yasuní, según el MAE.

Actualmente, entre las alternativas económicas implementadas se ubica la producción sostenible de plantaciones orgánicas de cacao fino de aroma para la producción de chocolate proveniente del Yasuní. Este proyecto lo ejecuta la Asociación de Mujeres Waorani de la Amazonía Ecuatoriana.  (I)