Odebrecht y Jorge Glas, el caso del 2017

Santiago Molina
31 de Diciembre, 2017
31 Dic 2017
Quito -

A poco más de un año de investigaciones, el caso Odebrecht cierra el 2017 con 36 personas procesadas –vinculadas en juicios penales por corrupción–, de las cuales cinco fueron sentenciadas a seis años de reclusión y a pagar una millonaria compensación económica al Estado ecuatoriano. Entre estas, el vicepresidente sin funciones Jorge Glas y su tío Ricardo Rivera.

La etapa de juzgamiento fue suspendida para los venezolanos Freddy Salas y Alexis Arellano, el empresario Ricky D. y el excontralor Carlos Pólit, quienes están prófugos.

José Conceição Santos –el exdirectivo de Odebrecht que cooperó con la Fiscalía y aceptó haber pagado las coimas en Ecuador– y otros tres exejecutivos de la constructora brasileña fueron absueltos en el país.

Los delitos que llegaron a la etapa de juicio fueron asociación ilícita, lavado de activos y concusión. De los casos abiertos, cuatro corresponden a lavado de activos, uno a concusión y uno a captación ilegal de dinero (ver gráfico).

A estos se suma una serie de expedientes abiertos en fase de investigación previa, como los que se siguen por el presunto lavado de activos contra los hijos de Rivera y el canal TV Satelital o el que indaga la participación de Ricardo Rivera y Tomislav y Jan Topic, de la empresa Telconet.

El Tribunal que dictó sentencia por asociación ilícita, además, dispuso a la Fiscalía que investigue ocho posibles delitos adicionales: peculado, concusión, cohecho, enriquecimiento ilícito, tráfico de influencias, lavado de activos, testaferrismo y delincuencia organizada. (I)

Odebrecht y Jorge Glas, el caso del 2017
Política
2017-12-31T08:16:22-05:00
Contactos, pagos y más indicios confirmaron relación de Jorge Glas, Ricardo Rivera y la constructora brasileña.
El Universo