El chef español Héctor López estuvo presente en Quito para una residencia gastronómica de 25 días llamada Mercedes-Benz Gourmet. Durante su paso compartió su perspicacia en la maduración de carnes rojas a través de un menú de catorce tiempos, pues su especialidad en la cocina es la preparación de la carne de buey.

El considerado como el Mejor Steak Tartar de España y ganador de siete estrellas Michelin, expresó a este Diario que es la primera vez que visita el país, del que destaca su variedad cultural y el trato amable de su gente. También dice haber quedado sorprendido con la calidad de sus productos. “Estamos encantados, para nosotros como cocineros es un aprendizaje tremendo estar con vuestra gastronomía y con vuestros productos”, dice.

Reconoce que la gastronomía ecuatoriana debería tener mayor realce a nivel mundial. “Es una cocina superdistinta a la nuestra. Creo que es una cocina poco conocida a nivel mundial injustamente, porque hay que destacar vuestra materia prima, la riqueza culinaria que tenéis”, afirma.

Publicidad

Junto a su hermano Francisco dirigen el restaurante España, el más antiguo en la ciudad de Lugo, en España. “Nuestra especialidad es la carne, sobre todo la carne de buey, porque hace más de diez años empezamos con el proyecto de criar nuestros propios bueyes, cuya carne es superexclusiva”, cuenta.

“La carne de buey necesita unos tratamientos especiales, nosotros las maduramos alrededor de cien días, esto hace que las enzimas de la carne ablanden la carne, la deshidratación agarre unos sabores muy potentes”, añade.

Chef Héctor López. Foto: Cortesía

El español cuenta que la idea de trabajar con la carne de buey surge de una experiencia familiar. “Cuando yo era niño mi padre tenía dos parejas de bueyes para trabajar. Se convivía con el buey”, relata. Este animal estaba muy presente en la vida que llevaban en su casa de campo. “Cuando nos dimos cuenta de que era difícil encontrar una carne excepcional de buey decidimos empezar a criar los bueyes y seguir todos los pasos para que la carne y el resultado final sea excepcional, desde el ejemplar que elegimos, la forma de vida que tiene el animal, la alimentación que tiene, el sacrificio, la maduración, la preparación”, menciona.

Publicidad

Fue de esta manera que heredaron este amor por la cocina, ya que el restaurante de sus padres era como su segundo hogar. “Fue algo que nos fue gustando, y hoy en día tenemos la suerte de que mi hermano está en sala y yo estoy en cocina, y así seguimos con el restaurante”, expresa el hombre que ha llevado sus conocimientos culinarios a países como México, Argentina, Taiwán, Corea.

López es una muestra de que el trabajo en familia es posible. “Los chefs nunca sabemos lo suficiente y nunca debemos parar de aprender. Hay que animar a toda esta gente emprendedora a montar su negocio, a que se esfuerce un montón. Los que amamos este oficio, con esfuerzo, aprendizaje y buen hacer, tenemos que hacer disfrutar a la gente que viene a nuestros negocios”, dice.

Publicidad

Cada 25 días aterrizará un nuevo chef internacional para ser parte de esta experiencia gastronómica. Para conocer más visite https://www.gourmetexperience.com.ec/. (I)