El fútbol y la música eran algunos de los elementos distintos de Guido Urquía Valencia.

Una camiseta del Deportivo Quito, el equipo de sus amores, fue colocada en la parte final del ataúd de Urquía en su velatorio realizado en una funeraria del norte de la capital, en medio de ramos de flores blancas, este viernes.

Desde una pantalla, al costado izquierdo del féretro, se proyectaban imágenes de un concierto.

Publicidad

Asesinan a médico durante asalto en el norte de Quito

Médico internista, pero aficionado a cantar, se lo veía en esa pantalla a viva voz, haciendo una de las actividades que más le apasionaban.

Estaba próximo a cumplir -en noviembre- 60 años. Se graduó en la Universidad Central, hizo un posgrado de Medicina Interna en el IESS y su profesión la ejerció en el sector privado.

Fue víctima de un asalto la tarde del miércoles 4 de octubre.

Publicidad

Según la Policía, alrededor de las 16:30, tres hombres armados, que se movilizaban en motos, intentaron ingresar a una cafetería ubicada en la avenida El Inca y Coloma, cerca de la avenida Amazonas, en el norte de Quito, pero al percatarse de que en el lugar se encontraban varias personas, salieron e interceptaron a quienes se hallaban en el exterior.

34 años de prisión para sujetos que asesinaron a hombre para robarle la moto, en Esmeraldas

La entidad policial indicó que, entre empujones, una de las víctimas logró que un agresor se alejara unos centímetros.

Publicidad

Luego, uno de los atracadores sacó un arma y disparó. Tras el asalto, los tres huyeron en motocicletas.

Urquía recibió un disparo en la cabeza en un aparente forcejeo con uno de los delincuentes. Llegó con signos vitales al hospital Eugenio Espejo, le hicieron una tomografía, pero su situación médica era muy complicada. Falleció en horas de la madrugada.

Era el segundo de cinco hermanos, estaba casado y tenía tres hijos.

En medio de la consternación y tristeza por la muerte del galeno, Cristian, uno de sus hermanos, contó que estaban próximos a planificar las fiestas de Navidad y de fin de año, pues les gusta pasar en familia, reunidos.

Publicidad

Hombre fue asesinado cuando se movilizaba en vehículo en el suroeste de Guayaquil

La casa de Guido, en el norte de la ciudad, era el punto de celebración familiar.

Lo recordó como una persona bondadosa, de carácter fuerte. Como médico ayudaba mucho y siempre estaba pendiente de la familia, señaló.

El exalcalde de Quito Jorge Yunda lo recordó como su amigo médico, colega y compañero de salas hospitalarias.

Carlos Figueroa, también médico, era amigo de Urquía. Sostuvo que es una nueva víctima de la violencia criminal, ante lo cual el Estado ecuatoriano sigue impasible y no hace lo suficiente para defender a los ciudadanos honestos y trabajadores.

Monteolivo será su último descanso. (I)