El rostro de Michelle M. mantenía huellas de las picadas de mosquitos. Las picaduras se produjeron durante los cuatro días que permaneció secuestrada junto con su amiga en una zona rural de Manta.

La noche del domingo, las dos jóvenes fueron dejadas por sus captores en una zona montañosa de Manta. Fueron halladas en parte del territorio de Ligüiqui, población rural ubicada a 32 kilómetros al oeste de esta ciudad, según la versión de su padre.

Michelle M. es hija de Adolfo M., alias Fito, líder de los Choneros apresado en Guayaquil. Él fue quien confirmó, a través de un video desde la cárcel, la liberación de su hija, luego de que la Policía informó del caso.

La joven cree que fue encontrada cerca de las 20:00 del domingo por personal de la Unase, en un sitio en el que sus captores las habían abandonado una hora antes.

Publicidad

Unase liberó a la hija de alias Fito y a su amiga que fueron secuestradas la noche del miércoles 17, en Manta

Contó que los secuestradores no les pegaron ni abusaron. “Estaban con capuchas, nosotros andábamos sin vendas; estábamos en una montaña, hicimos supervivencia durante estos días”, relató.

En un comunicado, la Unase indicó que el domingo conoció que las jóvenes serían liberadas en la zona de El Aromo. “Personal de la Policía de la Unase se presentó en el sitio indicado y las recogió”, refirió.

A ellas les realizaron exámenes médicos tras ser liberadas; luego, en su vivienda, sus familiares efectuaron una misa de acción de gracias.

“Es un milagro de Dios. En el momento que una es atracada así se imagina la muerte, lo primero que uno ve es la muerte, pero Dios es tan misericordioso que me encuentro aquí con mi familia”, señaló la joven de 21 años, quien estudia Derecho.

Publicidad

Durante los cuatro días las mantuvieron con comida rápida, según Michelle, quien con su amiga fue secuestrada el miércoles tras clases de cosmetología.

Gobierno de Ecuador confirma que una de las jóvenes secuestradas en Manabí es hija de alias ‘Fito’, líder de una de las bandas de la Penitenciaría del Litoral

Marisol V., abuela de Michelle y madre de Fito, agradeció a las personas, a la Policía por el rescate. Desde la cárcel, Fito se sumó al agradecimiento a la Policía y al Gobierno.

En su mensaje, Adolfo M. habló de tratar de limar las asperezas y de llegar a un consenso. Y negó que por el secuestro de su hija estaba pensando en represalias.

El líder de los Choneros dijo que se ha rehabilitado y que ha realizado estudios universitarios, diplomados y cursa una maestría. (I)