Mocache, LOS RÍOS

El asesinato de Julián Sevillano, de 39 años, quien se autoidentificaba como líder de la organización delictiva Los Fatales, y de su hija Ángela Sofía, de 20, tiene intranquilos a los habitantes del cantón Mocache.

Las advertencias sobre las retaliaciones que pueden darse por el doble crimen se han difundido en pasquines en los que la banda pide a la comunidad permanecer en casa durante los próximos días, ya que el crimen de Sevillano no quedará impune.

Publicidad

“No nos vamos a quedar con los brazos cruzados”, se señala en los panfletos.

Policías y militares llegaron al mediodía de este jueves, 14 de septiembre, hasta el cantón Mocache, donde permanecen en alerta ante las amenazas de posibles hechos violentos que puedan registrarse.

En Quevedo cada vez más taxistas son víctimas de secuestro: antisociales piden de $ 3.000 a $ 5.000 por liberarlos

Los comerciantes, por su parte, prefieren no salir y quedarse en casa, mientras que los padres no enviaron a sus hijos a clases.

Publicidad

Tras el crimen, el cuerpo de Sevillano fue llevado por sus familiares hasta su finca, ubicada en el recinto La Estrella, donde se realiza el velorio. En videos que circularon en redes sociales se observa que como ‘homenaje’ sus amigos colocaron dentro de su ataúd varias armas de fuego, entre pistolas, revólveres y fusiles.

“Se fue el patrón, el grande de Mocache”, se oye decir en los videos, en los que se han publicado fotos de momentos que vivieron junto con el ahora occiso.

Publicidad

Roban cadáver de Júnior Roldán, excabecilla de Los Choneros, de cementerio colombiano

Para esta tarde se tiene previsto el sepelio en el cementerio general de Mocache. La Policía y militares están activados para que el traslado del féretro se realice sin hechos violentos. (I)