El Gobierno estableció el Bono de Protección Familiar por Emergencia por la presencia del COVID-19 (fase 4).

De acuerdo con el Decreto Ejecutivo n.º 1279, consiste en una transferencia monetaria única de $ 120 que podrá ser cobrada en hasta sesenta días.

Según el Ejecutivo, se lo establece con la finalidad de apoyar económicamente a núcleos familiares y personas que estén en riesgo de situarse en niveles de pobreza o extrema pobreza debido a la afectación de las actividades económicas por el coronavirus.

Podrán acceder al bono aquellos núcleos familiares y personas sin relación de dependencia, afiliados al Seguro Social Campesino y afiliados al Trabajo No Remunerado del Hogar, a excepción de aquellas personas que cuenten con seguridad social contributiva.

El bono de protección familiar III fase

No podrán acceder aquellas personas que fueron beneficiarias o realizaron el cobro del Bono de Protección Familiar fases 1, 2, 3 y cobertura en apoyo a Galápagos o del Bono de Apoyo Nutricional, otorgados por el Ministerio de Inclusión Económica y Social (MIES).

La tasa de pobreza aumentó en 2020

Esa secretaría de Estado hará el pago del bono, entidad que deberá determinar los requisitos y procedimientos para la entrega.