A nueve meses de que la Fiscalía abrió una investigación previa ante supuestas inversiones que mantenía el presidente de la República, Guillermo Lasso, en paraísos fiscales hasta enero de 2018, las cuales fueron divulgadas como parte de los denominados papeles de Pandora, la institución llamó a rendir versión, este martes 5 de junio, a los periodistas de Diario EL UNIVERSO Mónica Almeida y Paúl Mena.

La investigación previa analizaría tentativamente el delito de defraudación tributaria. Esta fase preprocesal se inició luego que el excandidato presidencial Yaku Pérez solicitó a la Fiscalía que investigue al presidente Lasso y la información parte de los Papeles de Pandora o Pandora Papers que fue publicada por el Consorcio Internacional de Periodistas (ICIJ).

Yaku Pérez y la Conaie piden que se investigue a Guillermo Lasso por los papeles de Pandora

A través de su cuenta de Twitter, Yaku Pérez anunció la versión de los “periodistas que hicieron la investigación internacional sobre Pandora Papers donde Guillermo Lasso aparece involucrado en fraude fiscal”. Resaltó como denunciante que pidió asistencia penal internacional para la investigación.

Según Pérez, la información publicada respecto al actual presidente ecuatoriano confirmaba “lo que todos sabían”, “un secreto a voces”. A decir del excandidato, Lasso “perdió la autoridad moral para cobrar impuestos a los grandes evasores”.

Publicidad

En su denuncia, Pérez dijo que se debe pedir al Servicio de Rentas Internas (SRI) todos los movimientos financieros, pagos, impuestos de Lasso, sus familiares y cercanos desde el 2013 cuando fue candidato a la Presidencia de Ecuador. Pérez ya rindió versión en este caso, presentó información e hizo pedidos específicos como denunciante.

La nueva información entregada por Yaku Pérez a la Fiscalía, a él le hace presumir que además del delito que se investiga, defraudación tributaria, el presidente Lasso podría haber cometido delitos como perjurio, defraudación fiscal, testaferrismo e incluso cree que la conducta del mandatario podría adecuarse al delito de enriquecimiento ilícito.

Pérez solicitó en su momento que se realicen varias diligencias desde la Fiscalía, entre ellas, se pida a través de la Unidad de Asistencia Penal Internacional las certificaciones de todos los movimientos financieros activos y acciones tanto en el Banco de Panamá como en Dakota del Sur, Estados Unidos.

La fase preprocesal de investigación se abre para que Fiscalía analice si hay o no un delito de por medio y de existir uno, el caso pasaría a una formulación de cargos de quienes podrían ser los potenciales responsables. (I)