A más de la huelga de hambre que iniciaron el pasado 3 de mayo en Quito y Guayaquil, la Unión Nacional de Educadores (UNE) realiza otras acciones de protesta para exigir la reforma a la Ley Orgánica de Educación Intercultural (LOEI) en la cual se ajustan sus salarios con cambios en el escalafón del magisterio.

La mañana de este 9 de mayo, en Guayas, un grupo de docentes cerró un tramo de la vía a Daule, a la altura de la comuna de Petrillo. Y en Quito, otros hicieron un plantón en la avenida 10 de Agosto y Antonio Elizalde. También hubo manifestaciones en Azuay y Manabí.

Jorge Escala, exlegislador y dirigente de la UNE en Guayas, señaló que para el próximo 12 de mayo se realizará una gran marcha en Quito. Para ese mismo día, la Corte Constitucional (CC) convocó a una audiencia para analizar el veto parcial que el Ejecutivo envió al proyecto de modificaciones a la LOEI aprobado por la Asamblea en atención a un fallo del propio organismo de control constitucional, que pidió que se subsanen algunos puntos relacionados con los sueldos y jubilación.

La diligencia se realizará de forma telemática y cada una de las partes involucradas tendrá la oportunidad de exponer sus argumentos sobre las reformas.

Publicidad

Escala señaló que las protestas continuarán hasta que exista una resolución de las autoridades.

Esta semana se sumarán más maestros a la huelga de hambre. En Guayaquil están instalados en el parque Rocafuerte, al pie de la iglesia San Francisco; en Quito, afuera de la Corte Constitucional. Al momento suman 35 en ambas ciudades.

El fin de semana, tres de los huelguistas de Guayaquil sufrieron quebrantos de salud. La deshidratación agravó cuadros prexistentes, como diabetes e hipertensión, por lo cual debieron ser internados en centros médicos. Pero ya se encuentran estables, dijo Escala. (I)