Las investigaciones del magnicidio del presidente de Haití, Jovenel Moïse, continúan y van dando nuevos datos. El viernes la policía colombiana identificó a un exfuncionario haitiano, Joseph Felix Badio, como el responsable directo de ordenar a dos mercenarios colombianos matar al presidente de Haití, cuando el plan inicial era capturarlo.

Badio se había reunido con ambos exmilitares para decirles que su misión era arrestar a Moïse, pero al parecer tres días antes de la supuesta operación de captura les dijo que “lo que tienen que hacer es asesinar al presidente de Haití”, señaló el general Jorge Luis Vargas, jefe de la policía colombiana que coopera estrechamente en la investigación del magnicidio.

Badio es un “exfuncionario del Ministerio de Justicia” haitiano, que además trabajó en la lucha contra la corrupción junto al servicio de inteligencia de la isla, añadió el oficial en una declaración a la prensa.

Según Vargas, el sospechoso dio las instrucciones a Duberney Capador y Germán Rivera -el primero abatido y el segundo bajo arresto- de asesinar al mandatario el 7 de julio durante el asalto a su residencia en Puerto Príncipe.

Publicidad

Sin embargo, la investigación aún no determina si Badio actuó siguiendo órdenes y los motivos por los cuales se decidió matar al líder haitiano, cuando según la policía colombiana el comando de mercenarios había sido contratado con la misión de detener a Moïse y entregárselo supuestamente a la agencia antidrogas estadounidense DEA.

Días antes se había implicado al primer ministro Claude Joseph, quien iba a perder su cargo ante un cambio en el gabinete que hizo Moïse la semana de su muerte, pero al final Joseph se quedó como jefe del ejecutivo mientras se resuelve ese tema político.

“Minimizamos las revelaciones de Noticieros Caracol. Creemos que no puede seguir así, un medio no puede levantarse en un buen día y querer enredar las cosas. Pero no me afecta. No lo esperaba. Debe concluir la investigación. Tenemos que encontrar a los criminales”, dijo esta semana Joseph.

El primer ministro recibió el respaldo del director de la Policía, Léon Charles, quien negó que Joseph fuera parte del plan del magnicidio.

Joseph dijo que hay muchos intentos de causar “distracciones” para confundir a la opinión pública y tratar de que no se obtengan buenos resultados en la investigación.

El jefe de Gobierno también lanzó un desafío a los autores intelectuales del magnicidio.

Publicidad

“Ahora tienen dos opciones. O me asesinan como lo hicieron con el presidente Jovenel Moïse, o la investigación tiene éxito”, aseveró el primer ministro interino, quien está al frente del Ejecutivo desde el día del asesinato.

Captura de video tomada el 9 de julio de 2021 de un material obtenido de las oficinas del primer ministro de Haití que muestra a hombres arrestados sospechosos de ser parte del escuadrón de ataque de 28 miembros que se cree que asesinaron al presidente haitiano Jovenel Moise. Foto: -- HANDOUT

El pasado martes la policía de Haití activó un orden de búsqueda contra Badio por su presunta participación en el complot, describiéndolo como un sujeto “peligroso y armado”, según el aviso difundido en Twitter.

En el ataque contra Moïse -en el que también resultó gravemente herida su esposa Martine- participaron unos 26 colombianos y dos estadounidenses de origen haitiano.

De acuerdo con el general Vargas, los exmilitares Duberney Capador y Germán Rivera coordinaron el operativo que derivó en el asesinato de Moïse. Ambos viajaron entre abril y mayo a República Dominicana y de allí pasaron a territorio haitiano.

Al menos 21 personas, incluidos 18 colombianos y 3 haitianos, han sido arrestados por su presunta relación con el magnicidio que, según las pesquisas policiales, fue urdido en el primer país. Junto a Capador fueron abatidos otros dos colombianos por las fuerzas haitianas.

A raíz de los resultados a cuenta gotas de la investigación, el Gobierno colombiano cree que una parte de los exmilitares contratados como mercenarios por la empresa CTU Security, con sede en Miami, fueron engañados y que solo unos cuantos supieron del plan para asesinar a Moïse.

Magnicidio de Jovenel Moise se planificó en República Dominicana, según policía haitiana

De acuerdo con The New York Times, estas personas también tuvieron reuniones en Florida (EE. UU.) y República Dominicana en el último año, debido a las cuales también se investiga a un médico y pastor, un vendedor de equipos de seguridad y un agente hipotecario.

El diario también menciona que pese a los avances, la investigación aún está lejos de saber quiénes son los verdaderos patrocinadores del magnicidio ni cómo pudieron lograrlo sin ser detectados en ninguna etapa de su plan, cuya planeación duró meses.

Autoridades haitianas creen que el médico y pastor Christian Emmanuel Sanon, que vive entre Haití y Florida, quería tomar las riendas del país tras el asesinato. Aunque no explican bien cómo lo hubiera hecho.

Policías haitianos revisan el celular de un hombre que tomaba fotografías hoy en una calle cercana a la residencia donde fue asesinado el expresidente haitiano Jovenel Moise, en Puerto Príncipe (Haití).EFE/ Orlando Barría Foto: EFE

En tanto, ya son cinco los policías haitianos que están bajo custodia por su presunta implicación en el asesinato.

“24 policías deberían haber estado en el lugar el día del asesinato del presidente. Todos han sido sancionados. Todos han sido oídos. Cinco policías están en aislamiento”, dijo el director general de la Policía Nacional de Haití, Léon Charles, según EFE.

Jefe de Seguridad presidencial estudió en Ecuador

Hace unos días el jefe de seguridad del palacio presidencial de Haití, Dimitri Hérard, no acudió al tribunal para responder a las preguntas de la Fiscalía sobre el asesinato del presidente.

En una carta enviada a la Fiscalía, a la que tuvo acceso Efe, Hérard justificó su ausencia porque la Inspección General de la Policía le ha aplicado una medida cautelar que le impide acudir a la citación.

El martes tampoco acudieron a la citación del fiscal otros dos responsables de la seguridad del mandatario, el inspector Amazan Paul Eddy, responsable del CAT Team, ni el comisario Jean Laguel, coordinador general de la seguridad presidencial.

Las autoridades de Colombia que ayudan en la investigación del asesinato informaron este lunes que Hérard hizo varios viajes a Colombia este año.

Hérard realizó varios viajes a Ecuador, Panamá y República Dominicana como tránsito hacia Colombia, país de donde proceden 26 supuestos mercenarios presuntamente involucrados en el magnicidio.

Ecuador fue precisamente el lugar en que Hérard se había entrenado en 2012 en la Academia Militar Eloy Alfaro. Incluso desde entonces tenía cédula ecuatoriana. Luego regresó a su país y se incorporó a la guardia presidencial en 2017. (I)