Este viernes, el portavoz de las Brigadas Al Qasam, brazo armado de Hamás, Abu Obeida, anunció la liberación de dos rehenes estadounidenses por “razones humanitarias”, tras la mediación de Catar.

Según dijo en Telegram, se trata de una mujer y su hija quienes eran parte de las cerca de 200 personas que fueron secuestradas en la ofensiva sin precedentes en territorio israelí lanzada por sus milicianos el 7 de octubre.

La confirmación inicial de la liberación de rehenes provino del reportero de Fox News Trey Yingst, que informaba desde Israel, y del periodista israelí Almog Boker, quien dijo que los dos rehenes liberados eran una madre y una hija.

Publicidad

El movimiento, que controla este enclave palestino desde 2007, no entregó detalles de cómo ni cuándo fueron liberadas las rehenes.

El ejército israelí afirmó este viernes que la mayoría de los secuestrados llevados a la Franja de Gaza están vivos.

“La mayoría de ellos están vivos”, dijo el ejército en un comunicado en el que indicó que también hay cadáveres que fueron llevados a la Franja de Gaza.

Publicidad

Los militares israelíes indicaron que más de 20 de los rehenes son menores y que entre 10 y 20 tienen más de 60 años.

Desde el asalto lanzado hace casi dos semanas por milicianos de Hamás contra territorio israelí -el peor ataque sufrido por Israel desde su creación en 1948- hay entre 100 y 200 personas reportadas como desaparecidas, según el ejército.

Publicidad

Más de 1.400 personas murieron en la ofensiva de los combatientes de Hamás, la mayoría civiles que fueron baleados, quemados vivos o mutilados en el primer día del ataque, según las autoridades israelíes.

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, prometió “aniquilar” a Hamás tras el ataque.

Al menos 4.137 personas murieron en Gaza en los incesantes bombardeos lanzados desde entonces por Israel, incluyendo más de 1.500 niños y 13.162 heridos en la Franja de Gaza, donde todavía no se ha producido la operación terrestre del Ejército israelí, que ya acumula un gran número de tropas y material en la frontera. (I)