Investigadores han localizado a casi cien metros de profundidad del mar de Sicilia (sur de Italia) un barco romano que data entre los siglos IV y V d.C (después de Cristo) que se hundió cargado con ánforas procedentes de la península ibérica.

El descubrimiento se produjo a 98 metros de profundidad en aguas de las islas Egadas, frente a la ciudad costera de Trapani, en el extremo occidental de Sicilia, informan los medios locales.

Más de un milenio y medio después de su hundimiento, la nave romana custodia numerosos jarrones de tipo Almagro 51C, usadas muy a menudo para el comercio del “garum”, una salsa de pescado fermentado de origen ibérico muy apreciada en todo el Imperio.

La superintendente Valeria Li Vigni celebró este “excepcional descubrimiento” y apuntó que sirve para demostrar que el mar de Sicilia es “una fuente inagotable de microhistorias” que ayudan a conocer la historia de todo el Mediterráneo.

Publicidad

La zona está siendo rastreada por un equipo de investigadores a bordo de la nave “Hércules” de la fundación RPM Nautical, una operación coordinada por la Superintendencia del Mar del gobierno regional siciliano y por la Universidad de Malta.

La nave romana ha sido localizada gracias a la tecnología sónar y a avanzadas herramientas robóticas como submarinos teledirigidos, que han recogido datos que permitirán que sea replicada el año que viene en 3D, según avanzan sus descubridores.

Un grupo de ánforas o jarrones en el fondo del mar. Foto: EFE

La fundación ha desarrollado dos campañas de búsqueda en esta zona con el objetivo de encontrar reminiscencias arqueológicas de la batalla de las islas Egadas, que a mediados del siglo III a.C puso fin a la primera de las tres guerras púnicas, contra Cartago.

El pasado julio se encontraron dos espolones de bronce que se colocaban en las proas de las galeras para golpear a las naves enemigas, usados a buen seguro en la larga y cruenta guerra que enfrentó a las dos potencias del “Mare Nostrum” de entonces.

Publicidad

En los últimos meses se han recuperado hasta 18 espolones, dos cartaginenses y dieciséis romanos, pero también cascos de los soldados y hasta una espada, entre otros restos históricos.

El 27 de julio, se encontró otra nave romana datada en el siglo II a.C y que se hundió junto a las islas de Le Femmine, frente a la ciudad de Palermo, con ánforas destinadas presumiblemente al vino. (I)