Al menos 309 hechos de violencia y 178 municipios afectados en 11 departamentos dejan cuatro días de “paro armado” ordenado por el Clan de Golfo en represalia por la extradición a Estados Unidos de su máximo jefe, Dairo Antonio Úsuga, alias “Otoniel”.

Así lo aseguró este lunes un balance de la Unidad de Investigación y Acusación (UIA) de la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP), a cargo del Mecanismo Unificado de Monitoreo de Riesgos del Sistema Integral para la Paz.

Por su lado, el Ministerio de Defensa informó este sábado que las acciones terroristas del Clan del Golfo, la mayor banda criminal del país, deja hasta el momento 187 vehículos, entre camiones, autobuses y motocicletas, “afectados” por el “paro armado” que supuestamente termina este lunes a la media noche luego de cinco de iniciado.

Ataques a la fuerza pública

Según el Mecanismo de la JEP, entre la noche del miércoles pasado y este lunes hubo 22 ataques armados a la fuerza pública. En esos hechos fueron asesinados dos militares y también hubo cinco ataques a misiones humanitarias.

Publicidad

A eso se suma que hoy un policía y un soldado fueron asesinados luego de que presuntos miembros del Clan de Golfo atacaran con explosivos la caravana humanitaria que custodiaban en el departamento de Antioquia (noroeste).

El Comando de la Séptima División del Ejército detalló que la caravana cubría la ruta entre el municipio de Santa Fe de Antioquia y la región del Urabá cuando “fue atacada con explosivos al paso por la vereda (aldea) Guadual”, de la localidad de Cañasgordas.

Narco colombiano Otoniel se declara no culpable en Nueva York

De acuerdo con las cifras del Mecanismo, las acciones dejan, “en promedio, una acción violenta cada 20 minutos”.

Igualmente, informó que “el 100 % de los municipios de La Guajira y Chocó, fueron afectados por el ‘paro armado’ ejecutado por el Clan del Golfo”.

Publicidad

Detalló además que “en el 16 % de los municipios en Colombia, se registraron graves afectaciones a los derechos a la vida, la integridad física y la libre movilidad (...) durante cuatro días de paro armado”.

Más de 1.4000 uniformados tras cabecillas del Clan del Golfo

El presidente colombiano, Iván Duque, dijo hoy que todas las acciones del Clan del Golfo son una actitud desesperada y cobarde a raíz de la extradición de alias “Otoniel”.

“Ellos han estado interesados en hacer demostraciones de zozobra mediática para tratar de buscar algún tipo de aproximación de negociación aprovechando el certamen electoral”, aseguró.

Publicidad

“Paro armado” en Colombia por la extradición de líder del Clan del Golfo

En un Consejo de Seguridad realizado en la población de Necoclí, en el departamento de Antioquia, el presidente Duque puso en marcha el Bloque de Búsqueda que tendrá como principal objetivo capturar o dar de baja a los nuevos cabecillas del “Clan del Golfo” tras la captura de alias “Otoniel”.

El nuevo Bloque de Búsqueda está conformado por 700 hombres de la Policía y 720 del Ejército, quienes desde Necoclí y Carepa desplegarán una ofensiva “sin precedentes” contra los mandos de la banda criminal.

Esta nueva estrategia para darle punto final al Clan del Golfo, que es hoy el mayor grupo criminal del país, también estará acompañada de 15 fiscales para garantizar que haya una rápida judicialización de los capturados y acelerar los procesos de extinción de dominio.

Los nuevos jefes

Según las autoridades colombianas, luego de la extradición de Úsuga los mandos del Clan del Golfo son Jovanis de Jesús Ávila Villadiego, alias “Chiquito Malo”, y Wilmar Antonio Girando Quiroz, alias “Siopas, por quienes las autoridades elevaron la recompensa de hasta 5.000 millones de pesos por cada uno (un poco más de 1,2 millones de dólares de hoy).

Igualmente, el presidente Duque dijo que Úsuga “se sentía intocable, lo capturamos y quiso utilizar su poder criminal para eludir la extradición”.

Publicidad

“Ya tenemos 16 integrantes del ‘Clan de Golfo’ listos para extradición y los vamos a extraditar”, afirmó el jefe de Estado.

El “Clan del Golfo” está dividido en un estado mayor, conformado por “Siopas”, el encargado del ala militar, y “Chiquito Malo”, que es el que tiene el liderazgo sobre el narcotráfico y las finanzas.

Clan del Golfo continúa con paro armado mientras gobierno colombiano refuerza ofensiva militar

Debajo del estado mayor hay cuatro bloques y de ellos se desprenden 23 frentes con influencia en 20 departamentos, según el periódico El Colombiano de Medellín.

Úsuga, considerado por el presidente Duque, tan peligroso como Pablo Escobar y “un asesino de líderes sociales, abusador de niños, niñas y adolescentes, asesino de policías y uno de los más peligrosos criminales del planeta”, fue extraditado el miércoles para que responda en EE.UU. por delitos relacionados con narcotráfico.

Un día después se declaró no culpable ante una jueza federal en Nueva York que lo acusa, entre otros delitos, de “liderar una empresa criminal continuada” entre el año 2003 y octubre de 2021, cuando fue capturado, y de “participar en una conspiración internacional para fabricar y distribuir cocaína, a sabiendas y con la intención de que las drogas serían importadas ilegalmente a Estados Unidos”. (I)