La esencia innovadora y dinámica de Sumesa, destacada en el mercado ecuatoriano, tiene sus raíces en el visionario ingeniero Jorge García (+), fundador de la empresa, quien en 1973 lanzó el icónico ‘Fresco Solo’, el primer jugo en polvo del Ecuador. Este éxito, personificado en el entrañable payaso que nació dibujado en una servilleta, sigue siendo un símbolo querido en el país hasta hoy.

La importancia de ellos por conservar su posición en el mercado se refleja en todo su trabajo, y es que con constancia marcan una diferencia latente. “Mantenemos la calidad, siguiendo siempre las preferencias del consumidor. Investigamos continuamente lo que desean para satisfacer sus necesidades. Ahora, con un gobierno corporativo en el que confiamos los accionistas y un directorio con administración profesional, seguimos el camino de trabajar hombro a hombro en equipo. Esto nos permite servir a los consumidores a nivel nacional e internacional”, comenta su accionista, Julián García, acerca de cómo logran la aceptación de todo un país.

En 1985, la empresa dio paso a otro hito con los “fideos y tallarines Sumesa”, ganando un lugar privilegiado en los hogares ecuatorianos. Sus espaguetis recibieron durante cuatro años consecutivos la máxima calificación en Europa, el “Crystal Award”, destacando su calidad única al estar elaborados con Trascend, el trigo de mayor proteína del mundo con hasta un 21 %.

Publicidad

Avances tecnológicos implementados en los molinos de la empresa ecuatoriana. Foto: Cortesía

La incorporación de la gallina de patas amarillas en 1997, ahora con Sal rosada del Himalaya, llevó a los caldos Sumesa a convertirse en el número uno en ventas y sabor en Ecuador, reconocidos por las empresas Kantar Worldpanel y Mk Trends que estudian las preferencias de consumidores. “Agua embotellada Sumesa” y “Fresh Tea” son ejemplos de las bebidas distintivas que caracterizan la marca.

Sumesa, cerca de medio siglo presente en la mesa ecuatoriana

Los conocimientos empresariales y liderazgo en caldos llevaron a Sumesa a la innovación global con los únicos cubos sin grasa del mundo, “Del Campo” para Ecuador y “Criollito” para Puerto Rico. Además, la empresa construyó uno de los cinco molinos de molienda de trigo de grado industrial en el mundo, totalmente automatizado con tecnología suiza de vanguardia marca Bühler.

La introducción de estos avances en la producción de alimentos con visión de futuro reafirma su compromiso como líder reconocido en la industria, ya que su operación se da a través de un teléfono celular y se monitorea 24 horas al día desde Suiza por parte de los fabricantes; este también tiene un sistema de selección y separación óptica de 140 cámaras que descartan minuciosamente los trigos imperfectos.

Publicidad

Sumesa es reconocida por su calidad en todo el mundo. Foto: Cortesía

Desde 2015, produce marcas privadas para Supermaxi y Mi Comisariato, exportando a múltiples destinos como Centroamérica, el Caribe, Europa y Estados Unidos. Comprometidos con la responsabilidad social, su planta de tratamiento de aguas residuales recibió el premio ‘Latino América Verde’.

Jorge García Torres (+) fundó Sumesa en un espacio de 21 metros cuadrados y con un solo trabajador

Jorge García (+), fundador de Sumesa, poseía una increíble percepción del consumidor. Foto: Cortesía

El presidente del directorio de Sumesa, Eduardo Andrade, destaca que parte del desarrollo de esta empresa implica continuar colaborando con los stakeholders, acreedores y clientes. Considera que esta es la mejor manera de preservar un legado con tantos años en el mercado. “Desde el directorio, trabajamos intensamente, alineados en seguir ofreciendo productos de alta calidad, característica distintiva de esta marca ecuatoriana”, dice.

Publicidad

Andrade afirma que han reintroducido productos como el Fresco Solo, el cual regresó a la mesa de los ecuatorianos el pasado septiembre.

“Somos más que una industria alimentaria, estamos llenos de historia. Por ahora, la tarea es continuar con la originalidad”, indica su gerente general, Virna Rossi Flores.

Todos estos y más productos fueron remarcados durante la celebración de su quincuagésimo aniversario, donde también se rindió homenaje a Jorge García (+), destacándolo como un líder innato. En este emotivo evento, se destacó la fe, constancia y perseverancia que guiaron a Sumesa desde su inicio.

Su hija, Gabriela García Miranda, cerró el acto expresando: “Hoy en día mi padre estaría muy orgulloso, ya que su fe y perseverancia hicieron realidad este sueño que tuvo junto a mi madre hace 50 años. Su creatividad y constancia son cosas que siempre admiraré de él”. (I)

Publicidad