Ser dueños de su propio negocio es el sueño cumplido de los esposos Andrés Del Pozo y Fiorela Yunga.

En febrero del 2020 crearon Empapate, una pequeña empresa donde ofertan las papas fritas servidas en especie de cono con diferentes combinaciones.

Ya llevan más de un año en el mercado guayaquileño y su movimiento en redes sociales ha sido permanente.

Comenzaron en Facebook e Instagram y en esta última red social es la de mayor interacción. De hecho, tienen 42.862 seguidores y esto se debe a su estrategia de marketing.

Publicidad

“Buscamos nuevas formas y aprendimos a ser recursivos, trabajamos en la imagen de nuestra marca en redes, aprovechando todas las plataformas y estudiando cuál era la mejor, según nuestro producto y público objetivo”, indica Del Pozo.

Estas son las ideas de negocios que se perfilan para el 2022 en Ecuador

Tras su impacto en esta red social buscaron otro nicho durante la pandemia. Esta vez en TikTok y les ha funcionado.

“TikTok nos sirvió para viralizarnos rápidamente entre los más jóvenes y niños, en nuestro primer video viral subimos nuestras ventas en un 200 %. Ahora contamos con más de 128.000 seguidores y nuestro video más popular tiene dos millones de vistas”, cuenta Del Pozo.

@empapate_ec

Responder a @eliziithatoral

♬ sonido original - ROBERTO MTZ

TikTok, de acuerdo con un estudio de Statista, una proveedora de datos del mercado y de información sobre los consumidores internacional, ha tenido un gran crecimiento.

Publicidad

Y una de sus principales características es su público joven, generalmente menor de 30 años. Por ejemplo, el porcentaje de tiktokers menores de 30 años en Estados Unidos ronda el 60 %. Un patrón similar se repite en China con un 48 %.

Pero, ¿TikTok se potencia para los emprendedores? Según los expertos, depende de las áreas de negocios. No a todos les funciona igual como a Empapate.

“El emprendedor debe estar en la red social donde están sus clientes, no debo irme a la red social desnuda o la que más bulla hace”, dice Guillermo Maldonado, director del Club de Emprendedores.

Emprendedores dejan atrás un 2021 de altos y bajos; esperan un 2022 estable en Ecuador

Explica que si el propietario de un negocio oferta un producto para jóvenes debe estar en TikTok, si se trata de un servicio a empresas la correcta es LinkedIn. Pero, si se trata de servicios o productos dirigidos a mujeres lo ideal es Instagram. y En Facebook hay una mezcla de todos.

Publicidad

Maldonado sugiere analizar el giro del negocio y según eso ir a la red social correcta.

Con esto concuerda Paola Aulestia, consultora para pequeñas y medianas empresas. Afirma que TikTok es novedoso, pero sigue siendo una herramienta orgánica.

“Hay muchos emprendedores que están usando, incluso profesionales que prestan sus servicios. Es una herramienta orgánica, a la que no se le puede poner publicidad. En Facebook se lee el algoritmo”, dice Aulestia, quien enfatiza que va relacionado al nicho.

Comenta que mientras se pague publicidad, la publicación es más visible como ocurre en Instagram, Facebook, LinkedIn y otras.

Publicidad

Entre $ 20 a $ 100 calculan emprendedores que están perdiendo por la caída de redes sociales, herramienta donde concentran mayoría de clientes en Ecuador

De acuerdo con Statista, Facebook, YouTube y WhatsApp son las redes con más usuarios. Seguidos de Facebook Messenger, Instagram, WeChat y TikTok.

Los expertos indican que aunque la pandemia aceleró la visualización de emprendedores en redes sociales, no hay que confiarse en las plataformas como único medio de ventas.

El octubre pasado, las redes sociales WhatsApp, Facebook, Instagram y Facebook Messenger dejaron de funcionar y esto no solo afectó a la comunicación entre ciudadanos, sino también a los emprendedores.

Este Diario registró caídas de ventas de $ 20 hasta $ 100 por negocio en solo horas. Algunos propietarios tenían programadas publicaciones y se perdieron.

Frente a esas eventualidades, Maldonado sugiere al emprendedor crear su base de datos.

“Pidiendo el correo electrónico y así armando boletines, base de clientes y ojalá les permita tener una base sólida”, dice, y añade que así se va fidelizando.

Todos estos procedimientos, según Aulestia, van ligados a una planificación estratégica y dentro de esta la digital. (I)