"Nos siguen engañando con todo. No es nieve de verdad", afirmaba una mujer que publicó en redes sociales su 'experimento' para intentar derretir una bola de nieve con un encendedor. Ocurrió en España, a raíz de las intensas nevadas que cayeron la semana pasada, las mayores registradas desde hace 40 años.

La mujer, negacionista de los fenómenos climáticos, tomó un poco de nieve e intentó derretirla con un mechero, pero la parte de la bola que era tocada por el fuego se ennegreció y se percibió olor a quemado, como de plástico, comentó ella en un video.

El negacionismo, según el Diccionario de la Real Academia Española (DRAE), es: "Actitud que consiste en la negación de determinadas realidades y hechos históricos o naturales relevantes, especialmente el holocausto".

En nuestros tiempos, hay personas que niegan, por ejemplo, que exista el coronavirus. E intentan difundir teorías, sobre todo en redes sociales, que cuestionan las vacunas porque creen que es un proyecto secreto de los gobiernos para controlar a las personas.

En el caso de la mencionada negacionista, personas como ella niegan que haya fenómenos naturales y creen que, nuevamente los gobiernos, tratan de engañar a la población, según recogió RT.

Pero, la que se engaña es ella misma. La doctora en Física, Mar Gómez, responsable del área de Meteorología de El Tiempo, reaccionó en su cuenta de Twitter y explicó: "Cuando aplicamos la llama a la nieve no se derrite, sino que se sublima, pasa directamente a estado gaseoso. El color negro es porque el combustible del mechero no termina de quemarse por completo y deja restos en la nieve de ahí el olor a plástico quemado".

Explicación: cuando aplicamos la llama a la nieve no se derrite, sino que se sublima, pasa directamente a estado gaseoso. El color negro es porque el combustible del mechero no termina de quemarse por completo y deja restos en la nieve de ahí el olor a plástico quemado. https://t.co/52qpQlIICe

De esta manera, se explica de manera fácil y sencilla, por qué ocurren ciertas cosas, sobre todo cuando han sido corroboradas por la ciencia. En tiempo de informaciones falsas que circulan por redes sociales, estas aclaraciones ayudan a desarmar las falsas teorías negacionistas. (I)